jueves, 25 mayo 2017

Imagen de Carlos Olite en Plaza del Castillo.

Imagen de Carlos Olite en Plaza del Castillo.

Una información de Cristina Altuna para Navarra Capital

Ha pasado por nueve empresas diferentes en los últimos años, todas como informático, pero con contratos precarios. Carlos Olite buscaba la estabilidad y espera lograrla con una aplicación web dedicada al sector turístico.

Para eso se hizo autónomo, montó su empresa Koaling, dedicada al diseño, posicionamiento y reputación web, y empezó a investigar el mercado turístico, una de sus pasiones. En ese camino, ha desarrollado muchas ideas, pero siempre ha encontrado competencia o proyectos similares que cuentan con el apoyo financiero de alguna gran compañía.

En esa soledad, fue descubriendo que muchos clientes amenazan a los hoteles y hostales, “se amenaza con hacer críticas negativas en webs de viajes como Tripadvisor para lograr mejoras en los servicios”. Este tipo de valoraciones, además, “se realizan cuando el cliente se va, sin dejar margen de maniobra al hotel para solucionar los problemas que se hayan tenido”.

Una situación impulsada, en muchas ocasiones, por el tipo de turismo que domina en España. Salvo los grandes destinos turísticos, como Baleares o Canarias, en la mayoría de CCAA los turistas se alojan 2-3 noches. Son hospedajes breves, en los que el cliente de hotel resta importancia a la hora de informar a la recepción de determinadas incidencias o problemas que, sin embargo, en la valoración posterior sí reflejan de forma pública, generando un gran daño a la imagen del hotel, que no puede reaccionar.

CarlosOlite1

Carlos Olite, fundador de Koaling

CRÍTICA CONSTRUCTIVA

Para solucionar todas estas cuestiones y “hacer que las críticas sean constructivas, no destructivas”, Olite ha desarrollado una innovadora aplicación web que se apoya en tres pilares fundamentales: la comunicación con el cliente de hotel, fundamentalmente, así como la información de los servicios del hotel e información turística de la ciudad. Cuando llega al hotel, el recepcionista da al cliente una contraseña, que, junto con su número de habitación, sólo podrá emplear durante su estancia.

De esta forma, el cliente puede solicitar a recepción desde su habitación y a través de esta aplicación un taxi, la impresión del Boarding Pass o comunicar cualquier queja que pudiera tener de la habitación o el servicio. “Es una comunicación a tiempo real, lo que permitirá al hotel poder solucionar los problemas que le surjan al cliente durante su estancia”. Se trata, dice Olite, de “anticiparse y actuar antes de que sea demasiado tarde”.

El cliente podrá también encontrar en esta plataforma información turística de la ciudad, el tiempo o restaurantes. La aplicación dispone de varios módulos, pero “es personalizable, para adaptarse a la necesidades que tenga cada hotel”. La información queda “almacenada, para que la dirección del hotel la analice y pueda ver qué habitaciones dan más problemas, cuáles son las principales quejas y cómo puede mejorar”.

Se trata de una aplicación que no es necesario descargarse en el móvil y que está disponible ya en inglés y castellano, pero adaptada para ser traducida a cualquier idioma de manera muy sencilla.

FITUR

Carlos Olite sigue desarrollando la plataforma para lograr que esta aplicación permita en un futuro no muy lejano la comunicación bidireccional entre recepción y cliente de hotel. De momento, el proyecto ya tiene fecha de presentación, el 28 de enero a las 17 horas en FITUR, en el stand de Navarra

To Top