miércoles, 22 noviembre 2017

Asistentes a la primera sesión formativa para lograr el Sello Reconcilia, junto a Izaskun Goñi.

Asistentes a la primera sesión formativa para lograr el Sello Reconcilia, junto a Izaskun Goñi.

El proyecto Reconcilia, que lleva 12 años de funcionamiento en Navarra, se promueve y desarrolla por la Asociación de Mujeres Empresarias y Directivas de Navarra (AMEDNA) y con la colaboración de la Dirección General de Política Económica, Empresarial y Trabajo del Departamento de Vicepresidencia de desarrollo económico.

Se ha comenzado la formación inicial con los representantes de las empresas seleccionadas y se contó con la presencia de la directora general de Política Económica, Empresarial y Trabajo del Gobierno de Navarra, Izaskun Goñi Razquin.

Las empresas/entidades seleccionadas en esta edición han sido:

  • La comunicación por parte de la dirección a la plantilla sobre el proceso para la implantación de un plan de conciliación en la empresa.
  • La creación de un equipo de trabajo en conciliación dentro de la empresa.
  • El análisis de las medidas existentes (si las hay) y su documentación y sistematización de forma ordenada.
  • La previsión de medidas de conciliación que se incorporarán dentro del plan.

Amedna ha sido galardonada por el programa Sello Reconcilia a nivel nacional con el primer premio a la excelencia.

El tutelaje es el trabajo que llevará a la sistematización, análisis y concreción de una serie de medidas de conciliación que, posteriormente, compondrán el plan de conciliación. En esta primera fase es fundamental la comunicación del inicio del proceso a todas las personas que componen la plantilla para que puedan participar activamente del mismo. Un Comité Evaluador se encargará de valorar los resultados obtenidos a lo largo del proceso por cada una de las empresas seleccionadas y se otorgará el Sello Reconcilia a las que cumplan con los requisitos e indicadores establecidos.

SELLO RECONCILIA: OBJETIVO Y REFERENTE NACIONAL

El objetivo del Sello Reconcilia es la implantación de políticas de conciliación en el tejido empresarial navarro. A través del programa se promueve la adopción de modelos de gestión que impulsen la conciliación de la vida laboral y personal dentro de las organizaciones, que actúan como herramienta clave para la mejora de la productividad y competitividad y es instrumento esencial para conseguir una efectiva igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres y supone un valor añadido para toda la sociedad.

La sesión, impartida por la gerente de Amedna, Susana Labiano y la técnica Lola Vicente, contó con la asistencia de Javier Iradiel, Confederación de Empresarios de Navarra (CEN); Teresa Subirats, Avanvida; Borja Zamarbide, Unión 90 Asesores; Patricia Granados, Arpa Consultores; Cristina Urdánoz, La Pamplonesa Autocares; Fernando Marín, Salesianos; Idoya Juaniz y Susana Villanueva, UAGN; Irene Puyada, Grupo Sannas; Guillermo Erice, Geea Geólogos S.l.

Estas empresas participaron en una sesión formativa dentro de un proceso que continuará con la fase de tutelaje personalizada para desarrollar un diagnóstico y un plan de conciliación que les llevará a optar al Sello Reconcilia.

El proceso de tutelaje consiste en que las empresas mantienen tutorías individualizadas para analizar cuál es la situación de cada empresa y sus necesidades específicas en materia de conciliación. Lo interesante del proceso es que se adapta a las necesidades y situación de cada empresa, ya que no todas tienen el mismo punto de partida y, por lo tanto, se configura un análisis individualizado según las circunstancias o el momento de cada empresa.

To Top