domingo, 22 octubre 2017

Asamblea-ANEL-2015_68
Asamblea ANEL 2015_17

Asistentes a la conferencia

El sector exterior ha mejorado, se percibe una mayor confianza del consumidor y una paulatina recuperación del empleo, estos tres elementos alimentan la sensación de que el ciclo económico está cambiando, según García de  Eulate.  El director de Mercado de Capitales de Caja Rural de Navarra destacó también que la tasa de ahorro de los hogares se ha incrementado, las administraciones han comenzado un tipo de mejora en la recaudación que puede remitir reducir el ritmo de ajuste e incluso el capítulo del PIB (excluyendo la parte de la construcción) está dando resultados positivos.

Las conclusiones, afirma, se apoyan en la “recuperación de la demanda interna; en el mantenimiento del apoyo del sector exterior; la estabilización del Gasto público por un mejor comportamiento de los ingresos tributarios y el inicio de aportación positiva de la inversión”.

Cooperativa de Emprenderores_-1

ANEL invitó a la conferencia a integrantes de la Cooperativa de Emprendedores. En la foto, emprendedores y técnicos de ANEL

Al comparar la situación nacional con la de Navarra, se pone de manifiesto que el comportamiento de ésta última durante la crisis “ha sido claramente mejor con respecto a España. Ha habido una mayor resistencia, hemos visto que el PIB per cápita de 2007 al 2014 había caído un 5% en España y en Navarra ha caído la mitad. Así mismo, durante la crisis, el desempleo se ha incrementado un 15% a nivel nacional y un 11% en Navarra. Estos datos, ponen de manifiesto que hay una mejora de la productividad en ambas zonas”, expuso García de Eulate.

En cuanto a si la recuperación es sostenible, “debemos tener en cuenta que se han hecho reformas importantes, pero el modelo económico tarda en modificarse. No podemos olvidar que, recientemente, ha habido importantes ayudas exógenas, como precio del crudo, bajada del euro o la política monetaria”.

Y aunque hay retos para el futuro como, por ejemplo, “el control de la deuda, la certidumbre política, la productividad del sector privado y cultura del emprendimiento o la apuesta por la calidad, la diferenciación y la internacionalización”, entre otros, García de Eulate transmitió a las empresas que, “en este nuevo entorno tan cambiante hay futuro y hay oportunidades”

CRISIS

Asamblea-ANEL-2015_70

García de Eulate durante la conferencia

Por otra parte, García de Eulate habló de la crisis en general y a nivel global, afirmando que está divida entres partes, en tres olas. La primera de ella es la que denomina como la parte financiera, la más visible y superficial: “En Europa estamos viviendo una dualidad social, es decir, la crisis ha afectado mucho a unas personas y muy poco a otras. Esto puede deberse a que antes de la crisis, se hacía devaluación de la moneda, y ahora todo depende de las decisiones política”.

La segunda hace referencia a la economía: “Las reformas, unidas a la devaluación interna, está teniendo efectos positivos en la competitividad de aquellos países que la han aplicado. La productividad ha aumentado y las exportaciones también”.

Por último, la tercera ola, es decir, la crisis demográfica, entendida como cambio de la pirámide poblacional de occidente, que supone un mayor envejecimiento.

CONSECUENCIAS

En primer lugar, están creciendo las diferencias sociales dentro de los propios países. Se está produciendo una degradación de la situación de los trabajadores con una cualificación media, los llamados The squeezed middle, formada que sienten que están pasando “a una clase baja frente a personas con trabajos de mucha cualificación, más demandados”.

En cuanto al empleo, se utiliza el término The dual society, para referirse a la cultura de que “el que llega el último, que se busque la vida”, esto está suponiendo una división generacional, con mayores dificultades para los jóvenes. De ahí que recordase que “es más necesaria la solidaridad que nunca”.

To Top