domingo, 28 mayo 2017

José Ignacio Goirigolzarri  Bankia

Bankia obtuvo un beneficio neto atribuido de 1.040 millones de euros en 2015, un 39,2 por ciento más que un año antes, gracias a que mantuvo sus ingresos y redujo los gastos y las provisiones por la caída de la morosidad, al tiempo que cumplió los objetivos de su plan estratégico, según ha informado el propio presidente de la entidad, José Ignacio Goirigolzarri, durante la presentación de los resultados obtenidos por su compañía el pasado año.

El resultado atribuido de BFA, su matriz, ascendió a 1.597 millones, casi cuatro veces más que un año antes, a pesar de que el conjunto del grupo ha dotado ahora 1.060 millones para cubrir los litigios por el debut bursátil, frente a los 780 millones de 2014.

En las cuentas de Bankia, que son las que realmente reflejan la evolución del negocio, el margen de intereses fue de 2.740 millones, un 6,4 por ciento menos, aunque si se excluye la aportación de los bonos de Sareb, el banco malo, el margen de intereses habría subido un 1,7 por ciento.

Los ingresos por comisiones se quedaron en 938 millones, un 1 por ciento menos que en 2014; así, los ingresos típicos bancarios (intereses y comisiones) se elevaron a 3.678 millones, si bien el margen bruto se redujo un 5,1 por ciento, hasta 3.806 millones. Los gastos de explotación, por su parte, cayeron un 4,7 por ciento en tasa interanual, hasta 1.511 millones.

Gracias a que los ingresos se mantuvieron, pero la reducción de gastos fue mayor, la eficiencia de Bankia se mantuvo en el 43,6 por ciento, prácticamente igual que un año antes, y el resultado antes de provisiones o margen neto fue de 2.148 millones, un 5,2 por ciento inferior.

La rentabilidad sobre fondos propios pasó del 6,6 por ciento de cierre de 2014 al 9 por ciento de diciembre de 2015, teniendo en cuenta las provisiones por la salida a bolsa, ya que sin ellas la mejora fue del 8,6 al 10,6  por ciento, por encima del 10 por ciento previsto en el plan estratégico.

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, ha destacado que la entidad ha sido capaz de cumplir sus objetivos y gracias a que es un banco “muy sólido, muy solvente y muy rentable” puede elevar el dividendo un 50 por ciento y seguir devolviendo las ayudas, ya que el Estado recibirá ahora cerca de 200 millones. Así lo aseguraba en el siguiente vídeo.

Por su parte, el consejero delegado, José Sevilla, ha subrayado, entre otros aspectos, la fuerte capacidad de generación de capital de Bankia, que cierra el año con el nivel de solvencia más alto de los grandes bancos españoles.

A continuación, para todos aquellos que lo deseen, aquí tienen el informe completo elaborado por los servicios técnicos de Bankia sobre los resultados cosechados en 2015. 

Igualmente, para todos los interesados, les ofrecemos a través de una infografía los datos más importantes de los resultados presentados hoy por la entidad financiera.

To Top