jueves, 27 abril 2017

foto cluster grupo (2)

Una información de Cristina Catalán para Navarra Capital 

Colaborando para innovar, innovando para sobrevivir. Es la máxima de este Clúster navarro. Functional Print es una iniciativa que surgió de AEGRAN (Asociación de Empresarios de Artes Gráficas de Navarra), con objeto de diversificar en productos y mercados un sector muy maduro como es el de las artes gráficas en nuestra comunidad. Esta Asociación de Empresas Innovadoras AEI o Clúster, nace con el objetivo de impulsar uno de los sectores más innovadores y con mayor perspectiva de crecimiento a nivel industrial, gracias a sus múltiples aplicaciones y bajos costes de producción.

El Clúster Functional Print constituye una unión entre empresas, centros tecnológicos y centros de conocimiento implicados en la promoción y el desarrollo de la impresión funcional en la industria gráfica de Navarra. ”Con este modelo de cooperación, se pretende trabajar en este ámbito tan novedoso que conlleva una gran esfuerzo y trabajo en investigación y desarrollo”, explica Mar González, gerente de Functional Print. Los miembros colaboradores son la Asociación de Empresarios de Artes Gráficas de Navarra (AEGRAN), el Centro tecnológico CEMITEC, el centro de formación profesional de Salesianos Pamplona y la Fundación Moderna que es la entidad que gestiona el Nuevo Modelo Económico de Navarra.

Mar González, gerente de Functional Print

Mar González, gerente de Functional Print

De esta forma colaborativa, se consiguen productos de alto valor añadido, fabricados de forma masiva, a bajo coste y con un menor impacto medioambiental, respecto a las alternativas actuales. Así, es posible desarrollar aplicaciones en multitud de sectores gracias a la impresión de circuitos, antenas, lámparas, sensores, teclados, alarmas, termómetros, envases y etiquetas inteligentes, test de ensayos biológicos y electroquímicos, etc.

GRAN LABOR DE I+D

La Impresión Funcional permite, con técnicas de impresión convencionales como off-set, serigrafía o flexografía, dotar de un gran valor añadido a los productos a través de tintas o sustratos funcionales, es decir, tienen propiedades conductivas, bioactivas termocrómicas, biofuncionales, etc… Así, es posible desarrollar aplicaciones en multitud de sectores gracias a la impresión de circuitos, antenas, lámparas, sensores, teclados, alarmas, termómetros, envases y etiquetas inteligentes, placas solares, test de ensayo biológicos y electroquímicos, etc.

Esta gran labor de investigación y desarrollo exigía que las empresas trabajasen en colaboración entre ellas. Ya desde el primer momento se planteó la necesidad de trabajar de manera conjunta a nivel empresarial y tecnológico para acometer los proyectos de I+D de Impresión Funcional. Comenzaron trabajando con centros de conocimiento como es el caso de Cemitec en 2013, con un primer proyecto de colaboración en el que participaron 9 empresas, para aplicar la impresión off-set a los dispositivos electrónicos, es decir, impresión electrónica. Se llevaron a cabo una serie de dispositivos de impresión electrónica de antenas, impresión de circuitos electrónicos, electroluminiscentes, etc.

El resultado de este proyecto que se denominó “Electronic Printing” fue muy bueno en cuanto a la validación técnica de los productos así como con respecto al trabajo de colaboración entre las empresas que fue sumamente positivo. “Es de gran importancia que, empresas que a priori eran competencia directa entre ellas, porque todas trabajaban con tecnología offset fueran capaces de colaborar entre ellas por primera vez para desarrollar un nuevo ámbito”, destaca González.

La gerente de Functional Print destaca que en los procesos de cooperación, la “clave” es la confianza entre los socios.  “Éste diría que ha sido el mayor logro y la mayor gratificación hasta el momento. La relación de confianza que se ha establecido entre los socios propiciada por un lado por la necesidad y por otro la curiosidad que suponía el sondear juntos un nuevo campo lejos del núcleo principal de su negocio. Estos empresarios que con su valentía y visión han sido capaces de dejar a un lado momentáneamente la competencia en aras de la colaboración”.

Uno de los productos de Functional Print

Uno de los productos de Functional Print

PROYECTOS DE I+D Y COMERCIALIZACIÓN CONJUNTA

En 2014 Functional Print llevó a cabo la realización de otros cuatro proyectos de I+D, dos en el ámbito de la impresión electrónica y dos en biofuncional, a través de consorcios entre empresas. Uno de los hitos más importantes para este Clúster es que tras el éxito de uno de estos proyectos, las empresas integrantes en su desarrollo, van a llevar a cabo una inversión conjunta para lanzar el producto al mercado y poder comercializarlo. “El proyecto de I+D se centraba en la impresión de electrodos para análisis electroquímicos. En concreto, a través de unos electrodos que van impresos y gracias a unas muestras determinadas, se pueden medir diferentes parámetros como por ejemplo glucosa, histamínicos, etc. Esos electrodos impresos se introducen en una máquina e indican los niveles de lo que se desea medir”, explica Mar González.

Este año se han puesto en marcha otros cinco proyectos de I+D en consorcio. “Desarrollar estos proyectos en consorcio tiene muchas ventajas como son el compartir recursos económicos, personal técnico e instalaciones, vitales para llevarlos a cabo”, añade González.

Actualmente forman parte de este Clúster 18 empresas. Colaboran tanto micropymes como grandes empresas. Tanto multinacionales como micropymes de dos empleados, trabajan en colaboración. “Y como en este caso de éxito, se unen  para sacar el producto al mercado”.

APORTAR VALOR  AÑADIDO

El Clúster está abierto a nuevas incorporaciones, de hecho este mismo año se han unido dos nuevas empresas: Eduardo Albéniz y Papeles El Carmen. Para entrar a formar parte de esta asociación de empresas innovadoras, se debe aportar valor añadido a la asociación como por ejemplo el conocimiento del mercado específico al que se quiera orientar el producto, o que puedan acreditar que tienen experiencia en impresión funcional y tengan algo novedoso que aportar.

Pero la labor de este Clúster no se queda dentro de las fronteras navarras. Ya el  año pasado realizaron una misión comercial agrupada entre todas las empresas del clúster con las que visitaron dos países: Alemania y Suecia, donde hay experiencias previas de impresión funcional y donde se visitaron centros tecnológicos que aportaron conocimiento y potenciales clientes sobre todo en el área de electrónica impresa. Se tiene previsto repetir la misión y viajarán a Finlandia, Inglaterra y Francia.

Uno de los productos de Functional PrintEn estos dos años, Functional Print puede contar ya con ciertos éxitos. A nivel nacional han sido reconocidos como Agrupación Empresarial Innovadora (AEI) por parte del Ministerio de Industria, Energía y Turismo y a nivel internacional han sido seleccionados entre las seis mejores iniciativas cluster de Europa por el Foro Grow your Región en Bruselas Delivering smart specialisation and economic transformation through Clusters” organizado por la Comisión Europea, en el que responsables políticos regionales y agentes de más de 400 clusters de toda Europa se reunieron para compartir sus experiencias sobre cómo las estrategias de especialización inteligente y los clusters  elevan la competitividad de su región e impulsan el crecimiento.

Por otro lado, se mantienen contactos con departamentos de varias universidades y otros centros tecnológicos de referencia a nivel nacional e internacional a fin de detectar proyectos en esta área cercanos al mercado para acometer la última fase de desarrollo. También se colabora con el centro de formación de salesianos para formar a los nuevos futuros profesionales de esta nueva área.