martes, 17 octubre 2017

donapea-fp2

donapea-fp2El informe de Randstad ha analizado este tipo de contratación según el nivel de estudios, la comunidad autónoma y la provincia en la que se encuentren los contratos de formación, y han alcanzado durante el primer semestre de 2015 su nivel más alto en los últimos seis años, según ha explicado la empresa Randstad a través de un comunicado.

“La región donde se encuentre el profesional resulta determinante a la hora de acceder al mercado laboral a través de un contrato de formación” ha destacado Randstad en una nota. En el caso de Navarra, los datos no dejan en buen lugar a la comunidad que, durante los seis primeros meses, registró 424 contratos frente a los 412 de 2014. Este volumen no se corresponde con el peso económico, ni con la población ocupada de la Comunidad Foral.
Frente al débil avance navarro, en el cojunto de España los contratos de formación han alcanzado durante el primer semestre de 2015 su nivel más alto en los últimos seis años. De enero a junio se han firmado más de 83.800 contratos. Esta cifra se ha triplicado respecto a 2010, cuando se realizaron más de 24.900. Respecto al mismo periodo del año anterior, los trabajadores que han firmado un contrato de formación se han incrementado un 23,7 por ciento. Este tipo de contratación ha experimentado tres años de incrementos consecutivos.
Del total de contratos que se han realizado durante los seis primeros meses del año, los de formación suponen el 0,98 por ciento, frente al 0,38 por ciento de 2010. Desde 2012, esta modalidad de contratación ha incrementado su presencia en el mercado laboral.
EDUCACIÓN SUPERIOR
Del total de contratos de formación registrados, el 64,9 por ciento ha sido a trabajadores con educación secundaria o superior. Es decir, dos de cada tres contratos los han firmado profesionales pertenecientes a este colectivo. Por su parte, los contratos de formación realizados a profesionales con estudios primarios suponen el 35,1 por ciento del total.
En su análisis, Randstad destaca que los profesionales con educación superior son el colectivo que más se beneficia de los contratos de formación. Durante el primer semestre del año, más de 54.400 trabajadores con educación secundaria o superior han firmado un contrato de este tipo. Estos profesionales han experimentado un incremento del 17,9 por ciento respecto al mismo periodo del año anterior, cuando se registraron más de 46.100. Respecto a 2010, se ha duplicado su presencia en el mercado laboral, ya que han pasado de 21.300 a 54.400.
Más de 29.400 profesionales con estudios primarios o inferiores han firmado un contrato de este tipo de enero a junio de 2015. Este grupo también ha evolucionado de manera positiva (+10 por ciento) cuando se compara con el mismo periodo del año anterior. Esta modalidad de contratación a trabajadores con educación primaria o inferior se ha incrementado de manera constante desde hace seis años. Respecto a 2010, los contratos de formación se han multiplicado por ocho, pasando de más de 3.500 a más de 29.400.
To Top