miércoles, 18 octubre 2017

50-aniversario-plan-industrializacion-navarra

Una información de Cristina Altuna para Navarra Capital

Este 2014 es un año clave para el sector industrial navarro. Se cumplen 50 años de la puesta en marcha del Programa de Promoción Industrial (PPI) que transformó la economía de Navarra. Un plan que permitió a la Comunidad Foral pasar de ser una economía basada en la agricultura a principios de la década de los 60 a tener en la industria su principal fuente de riqueza 15 años más tarde.

Aquella transformación fue posible gracias al trabajo de un equipo de emprendedores que, con la colaboración de la Diputación Foral de Navarra, empresas y ayuntamientos, implantaron un modelo económico basado en la localización descentralizada a través de incentivos fiscales y ayudas directas a las empresas. A todos ellos rindió ayer homenaje la Fundación Moderna en un Simposio sobre el PPI  que tuvo lugar en el Palacio Condestable.

SANGRÍA DEMOGRÁFICA

La demografía era el problema más alarmante” a la que se exponía Navarra, afirmó el que fuera secretario general y subdirector de inustria de la Diputación foral, Joaquín Gortari. Más de 209.000 ciudadanos  habían abandonado la región entre 1900-1964 y esa “hemorragia había que pararla“. Gortari fue testigo directo de la puesta en marcha de este programa que fue posible gracias al trabajo de dos hombres, Félix Huarte y Miguel Javier Urmeneta.

El resultado final fue todo un éxito: se acogieron 294 empresas se acogieron a las ayudas, se generó 13 mil millones de pesetas, se crearon 25.000 puestos de trabajo, etc.

Muchos coincidieron en destacar que Navarra se encuentra, hoy en día, en una encrucijada parecida a la de la década de los 60. “Entonces el problema era la emigración de las personas, en los últimos años el problema es que sean las empresas las que abandonen Navarra“, explicaba el ex consejero de industria del Gobierno de Navarra, Ramón Bultó.

En este sentido, la Comunidad Foral “no puede competir en precio, sino en calidad, en servicios o en ofrecer algo que valga más, que tenga valor añadido“. Así lo aseguró Bultó que concluía asegurando que “para evitar la deslocalización de las empresas navarras, hay que apostar por la I+D+i“.

[ot-gallery url=”http://www.navarracapital.es/gallery/50-aniversario-del-plan-de-industrializacion-de-navarra/”]

NUEVO MODELO ECONÓMICO

Otras de las cuestiones debatidas hacía referencia a las medidas que se deben poner en marcha para impulsar el sector industrial del futuro. “El PPI contribuyó a dar coherencia y a madurar el desarrollo indutrial de Navarra“, destacó el catedrático de Historia Económica de la Universidad de Navarra, Joseba de la Torre; ahora bien, “este modelo no es replicable a nuestros días, con el esquema del pasado no se compite en el mundo de hoy“.

Idea compartida por Gortari que explicó que “en una Europa unida las exenciones fiscales y las ayudas directas no tienen cabida, por lo que, necesitamos creatividad y entusiamos para diseñar el nuevo modelo económico, siguiendo el ejemplo de Huarte y Urmeneta“.

FUTURO INDUSTRIAL

Navarra es la región con mayor tejido industrial de España y es de las que mejor está resistiendo el golpe de la crisis, por lo que, como sector dinamizador de nuestra economía, debemos seguir apostando por la industria” decía el presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra (CEN), José Antonio Sarría. Una industría, añadía, “más productiva e innovadora, en donde se aparquen los derechos de los trabajadores y los intereses de los empresarios, para hablar del interés de la empresa, porque si la empresa va bien, ganan todos”.

Desde los sindicatos, por su parte, defienden un sector industrial futuro que priorice la “calidad, la generación de valor añadido, que cuente con trabajadores cualificados y con condiciones dignas“, tal y como defendía desde UGT Navarra, secretario general, Javier Lecumberri.

PAPEL POLÍTICO

En la mesa redonda de cierre, el presidente de Uriel Inversiones y nieto de Féllix Huarte, Juan Félix Huarte, aseguró que fueron los empresarios, no el poder público, los que posibilitaron la transformación de Navarra. “El empresario a diferencia del político arriesga su dinero, de ahí su poder dinamizador; el Gobierno debe, por el contrario, ser quien cree las condiciones necesarias para que el empresario pueda desarrollar su espíritu creador“, aseguró Huarte.

Una petición que recogía y compartía la vicepresidenta y consejera de Economía y Hacienda del Gobierno de Navarra, Lourdes Goicoechea, que apuntaba a la importancia que, en este sentido, tiene aprobar una reforma fiscal en Navarra. “Tenemos la generación de navarros mejor formada; ahora, necesitamos valentía, ambición y mucha valentía para afrontar los nuevos retos“, concluyó la consejera Goicoechea.

 

 

 

To Top