miércoles, 24 mayo 2017

andres-saenzEn los últimos años, conforme se han ido modernizando la sociedad y el funcionamiento de los mercados (más globales, más interconectados), las actividades dentro de la empresa también han ido ganando en complejidad, a la par que las exigencias de los clientes han aumentado.

Hoy, con la gran competencia existente y la mayor complejidad de los procesos (producción, logística, administración…), gestionar de forma ordenada todos ellos supone un enorme reto para la empresa. Y solo aquellas que lo sepan hacer correctamente darán el salto cualitativo en productividad que necesitan para ganar.

Muchas empresas ya disfrutan de modernas soluciones tecnológicas que les permiten no solo unificar todas las actividades (administrativas, productivas, comerciales…) y automatizar gran parte de los procesos; también son utilizadas para mejorar y simplificar el trabajo de los empleados, generar información predictiva para tomar decisiones estratégicas, conseguir mejores ventas, y lograr una mayor tasa de fidelización en su cartera de clientes.

Dar el paso de una gestión tradicional a una moderna no tiene que ser problemático. De hecho, muchas pymes ya se han sumado a la denominada “transformación digital” que se materializa en proyectos agrupables en tres grandes ejes:

  • Transformar la relación con el cliente, con el propósito de ganar confianza y afinidad, superando la mera experiencia de compra o de uso de producto. En este ámbito las claves vienen dadas por soluciones CRM (Customer Relationship Management), Business Analytics, BIG DATA y tecnologías que optimizan la experiencia de compra en el establecimiento (ej. realidad aumentada).
  • Optimizar las operaciones, mejorando la flexibilidad y escalabilidad de la infraestructura tecnológica con soluciones sectoriales en cloud que atiendan a las necesidades concretas de cada compañía.
  • Potenciar la colaboración en las compañías, conectando de forma segura personas, procesos operacionales (lógica de negocio), datos de gestión y dispositivos.

Las modernas soluciones de gestión (CRM y ERP) ya están alineadas con las herramientas de productividad (análisis de datos, colaboración, comunicaciones, movilidad…). En conjunto aportan una visión global de la empresa y permiten a sus usuarios obtener más con menos esfuerzo. Con ellas se consigue:

  • Identificar tendencias y adelantarse a la demanda.
  • Obtener clientes más satisfechos.
  • Automatizar los procesos operativos.
  • Trabajar en cualquier lugar, con cualquier dispositivo y con total seguridad.
  • Convertir el dato en conocimiento: ganar información útil para la toma de decisiones.

Todas estas innovaciones están consiguiendo “reinventar la productividad en las organizaciones que han apostado por la tecnología como palanca de crecimiento.

Puede leer más acerca de este tema en el ebookReinventando la productividad en la empresa. Herramientas y Soluciones TecnológicasUn material muy visual y gratuito que puede descargar aquí.

Andrés Sáenz
TIPSA, S.L.

NOTICIAS RELACIONADAS: ¿Cómo saber si mi empresa necesita un CRM en la nube?

NOTICIAS RELACIONADAS: BIG DATA: ¿una herramienta accesible y útil para mi empresa?

To Top