domingo, 21 enero 2018

Siemens Gamesa retira el ERE y negociará “salidas no traumáticas”

Frente al plan inicial que preveía para Navarra 107 despidos, los responsables de la multinacional anuncian ahora un programa de "bajas incentivadas y prejubilaciones".

Redacción
Madrid - 4 diciembre, 2017

Detalle de uno de los molinos eólicos desarrollados por Siemens Gamesa

Detalle de uno de los molinos eólicos desarrollados por Siemens Gamesa

Veinticuatro horas antes de la primera mesa negociadora prevista para mañana, martes, los responsables de Siemens Gamesa han dado un “golpe de efecto” al anunciar de forma sorpresiva la retirada del expediente de regulación de empleo que habían planteado para despedir a 272 de sus empleados, 107 en la Comunidad foral.

Frente a esa idea inicial, ahora dichos gestores anuncian una negociación basada en “salidas no traumáticas” en el que se priorizarán “las bajas incentivadas y las prejubilaciones”.

En concreto, “vamos a ver las necesidades de la empresa y, si son necesarias salidas, seguiremos el camino de las medidas no traumáticas como bajas incentivadas y prejubilaciones”, explicaron fuentes de la empresa a EFE para explicar su cambio de decisión.

El Gobierno de Navarra había mostrado su desafecto ante el ERE planteado por la dirección y su influencia en los centros de la Comunidad foral.

El anuncio, tal y como se ha comentado, se ha producido justo en vísperas de la primera mesa negociadora que tiene previsto reunirse este martes. Así que, de entrada, los sindicatos UGT y Comisiones Obreras, en una valoración de urgencia, se han mostrado satisfechos por la retirada del expediente y confían en que no vuelva a producirse.

Por su parte, desde ELA aseguraron que el anuncio de la dirección se debe al “rechazo frontal” que ha encontrado entre sus empleados. No obstante, han trasladado su preocupación por lo que considera “falta de rumbo” de la compañía “acentuada tras el proceso de absorción por parte de Siemens”, sentenciaron.

Cabe recordar que, en un primer momento, la multinacional planteó un total de 107 despidos en la Comunidad foral repartidos del siguiente modo: Sarriguren 92; Orcoyen, 11 y; Agustinos, 4. A la vista de estos números, el Gobierno de Navarra hizo público su “malestar y enfado” porque desde la empresa le habían asegurado que el impacto del ERE en nuestra región “iba a ser claramente inferior”. Ahora, con la nueva estrategia planteada por la dirección, veremos cuáles son sus resultados prácticos en Navarra.

To Top