domingo, 16 diciembre 2018

45 municipios navarros deberán contar con planes de emergencia ante inundaciones en un año

La empresa Tesicnor y la Fundación Industrial Navarra han impartido una jornada sobre la gestión del riesgo de inundaciones a administraciones públicas y empresas

 

Belén Armendáriz
Pamplona - 25 abril, 2018

Imagen de la recta de Arguedas durante las recientes inundaciones.

Imagen de la recta de Arguedas durante las recientes inundaciones.

Una avenida imprevista, un desbordamiento, una inundación… son los riesgos que asumen un total de 45 municipios navarros ubicados a las orillas de los ríos Esca, Salazar, Aragón, Arga, Ega, Ebro y Cantábrico. Es por ello que todas esas localidades deben elaborar, en el plazo de un año, un Plan Municipal de Emergencia ante Inundaciones, “que determine sus vulnerabilidades”.

Así lo recalcó Patxi Fernández Elizalde, responsable del Servicio de Protección Civil del Gobierno de Navarra, en unas jornadas sobre la Gestión del Riesgo de Inundaciones, organizadas por la Fundación Industrial Navarra y la empresa de prevención de riesgos laborales y ambientales Tesicnor.

A la cita, celebrada justo tras las inundaciones de las últimas semanas, acudieron medio centenar de personas, entre responsables políticos y gestores de empresas y campings, ubicados en zonas en riesgo. En ella se puso de manifestó la necesidad de asumir la prevencióncomo la mejor herramienta para minimizar los costes económicos y sociales que tiene estos episodios”, apuntaron los organizadores. Y en ello los planes municipales de emergencia de inundaciones juegan un papel fundamental. “Suponen, en la práctica, que los municipios van a contar con un dispositivo permanente y actualizado de información, previsión, alerta y actuación ante inundaciones, que va a guiar tanto a la organización municipal como a la población, aumentando la capacidad de protección de la población amenazada y, en lo posible, evitar o reducir los datos en bienes y servicios esenciales”, incidió Fernández.

ALERTAS

Precisamente de la importancia del sistema de alertas habló Santiago Pangua, de Tesicnor, quien presentó el software Lamia-Noe. Este sistema, resaltó, ya se usa en Pamplona, Sangüesa y Baztan, “lo que cubre el 55% de la población de la Comunidad foral”. Se trata, explicó Pagua, de una aplicación que “establece el nivel de riesgo, alerta a la población por SMS y propone acciones que se corresponden con el nivel de riesgo fijado, ayudando así en la coordinación de todos los actores implicados en la gestión de la emergencia”. Para ello, el software analiza los históricos de inundaciones y los datos a tiempo real de aforadores y pluviómetros.

La exigencia afecta a las localidades próximas a los ríos Esca, Salazar, Aragón, Arga, Ega, Ebro y Cantábrico

También José Adolfo Álvarez, de la Confederación Hidrográfica del Ebro, presentó la red de datos observables de que dispone la entidad para analizar y predecir crecidas. Entre las distintas herramientas, presentó el portal www.chebro.es/PGRI, “que permite comprobar el riesgo de un municipio concreto con sólo introducir el nombre de la localidad”, resaltó. La web ofrece mapas con las áreas inundables en distintos colores, “según sea mayor o menor la incidencia de las crecidas, basado en datos históricos”, añadió.

En esta línea, Luis Sanz Azcárate, de la empresa pública de Gestión Ambiental de Navarra (GAN-NIK), recordó que con las últimas modificaciones del Plan Especial de Protección Civil de Navarra se potencia “el desarrollo de nuevos sistemas de alerta temprana”. Pero, además, la reforma recoge “el apoyo financiero” del Gobierno de Navarra a la elaboración de Planes Municipales de Emergencia ante Inundaciones. Este apoyo, incidió Azcárate, se materializará a través de GAN-NIK  y del proyecto europeo Life Nadapta, cuyo objetivo es la adaptación de Navarra a los efectos del cambio climático. La iniciativa cuenta con un presupuesto de 15,6 millones de euros para ocho años, de los que UE aporta 9,3 millones, añadió.

Por último, desde el Consorcio de Compensación de Seguros recordaron la importancia de tener una póliza previa. “Las inundaciones son el motivo del 69% de las indemnizaciones tramitadas, seguidas, de lejos, por el viento, en un 16%, y los terremotos, en un 8%”, aseguró Daniel Hernández Burriel, quien advirtió de la necesidad de que las pólizas se realicen “tiendo en cuenta el riesgo de inundación y siguiendo la regla de proporcionalidad, para evitar el infraseguro”.

El sistema de alertas Lamia-Noe de Tesicnor ya está operativo en Pamplona, Sangüesa y Baztan

Con estas jornadas, Tesicnor y la Fundación Industrial Navarra querían acercar un tema de gran actualidad a empresas y entidades municipales, presentando las distintas herramientas disponibles y los requerimientos legales que los municipios deben cumplir.

La Fundación Industrial Navarra, que está integrada por más de 105 empresas industriales navarras y 870 ingenieros industriales, nació en 2014 como organización sin ánimo de lucro creada por el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Navarra y la Asociación de Ingenieros Industriales de Navarra.

Para acceder a más información sobre medio ambiente… LEER AQUÍ


To Top