viernes, 7 octubre 2022

La ‘influencer’ navarra Belén Canalejo también es anfitriona de Airbnb

En 2016, mientras afrontaba un cáncer de mama con metástasis en la axila, esta bloguera especializada en moda, diseño y estilos de vida comenzó a documentar todo el proceso de reforma del inmueble que, posteriormente, se convertiría en el hogar de sus cuatro hijos. Al chalé pareado de los años 50 lo bautizó como 'La casa de los sueños'. Cinco años más tarde se despidió de la vivienda, hizo las maletas y se mudó con su familia a Los Ángeles. Pero una parte de Canalejo (Pamplona, 1978) ha seguido vinculada a su casa. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, durante su trayectoria profesional ha trabajado como productora y diseñadora de vestuario, ha escrito un libro, fundado dos empresas y amasado más de 259.000 seguidores en Instagram. Ahora añade una nueva faceta a su currículum: la de anfitriona en la plataforma de alquileres vacacionales.

Cristina Mogna
Pamplona - 13 abril, 2022

La pamplonesa Belén Canalejo estudió Periodismo en la Universidad de Navarra. (Fotos: cedidas)

Se llama Belén Canalejo, aunque si es usted usuario asiduo en redes sociales probablemente la conozca como @balamoda. La navarra se dio a conocer ante el público en 2009, cuando lanzó su blog y se animó a subir sus primeros vídeos sobre moda, diseño y estilos de vida a YouTube, una plataforma que en ese entonces vivía su edad dorada. Comenzó así una trayectoria junto a otros miles de pioneros digitales que, posteriormente, serían catalogados como influencers. En definitiva, todos ellos contribuyeron a que la creación de contenido -en distintos formatos y para audiencias específicas- se convirtiera en una profesión.

Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, Canalejo (Pamplona, 1978) cursó un professional program de Marketing en la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) y un associate’s degree en Fashion Design por el Fashion Institute of Design & Merchandising (FIDM), también con sede en la ciudad estadounidense. Allí residió durante siete años para regresar después a España con su marido.

“Estoy muy contenta de que otras personas puedan sentir la magia de nuestro hogar, del mismo modo que yo siento la de otros alojamientos cuando viajo”.

Antes de dar el salto como blogger profesional, trabajó en la producción y el diseño de vestuario de varios cortometrajes, así como en una agencia de publicidad y relaciones públicas.

Pero, recientemente, la influencer -que amasa más de 259.000 seguidores en su cuenta de Instagram y otros 66.900 en Twitter- ha añadido una nueva experiencia a su currículum. Tras haber escrito un libro (Manual de estilo de Balamoda: Guía práctica para vestir bien todo el año, 2015) y fundado dos empresas, la bloguera se ha convertido además en anfitriona en Airbnb, plataforma dedicada a la oferta de apartamentos, casas y actividades turísticas.

De la mano de la arquitecta María José Navarro, Canalejo documentó a reforma de su vivienda a través de sus redes sociales.

Canalejo asegura que utiliza esta herramienta online desde hace “varios años”. De hecho, ya se ha alojado en “más de veinte” inmuebles. “Me encanta tener la posibilidad de descubrir el mundo sintiéndome como en casa fuera de casa. Cada hogar te cuenta la historia de su anfitrión y conocerla es de mis partes favoritas de la experiencia de viajar. Por ejemplo, mis hijos disfrutan mucho al descubrir los juguetes de los niños del lugar, que pueden hacer suyos por unos días”, apunta. Madre de tres niños y una niña, la influencer volvió a hacer sus maletas y se mudó otra vez a Los Ángeles en septiembre de 2021, esta vez junto a toda su familia.

“Me encanta tener la posibilidad de descubrir el mundo sintiéndome como en casa fuera de casa. Cada hogar te cuenta la historia de su anfitrión”.

Ese momento vital coincidió con la decisión de abrir su residencia en Madrid al público. De esta manera, podría “mantener la casa viva, reconducir la pena de dejarla y entender la parte buena de compartir algo que uno aprecia tanto”.

De la mano de la arquitecta María José Navarro, Canalejo documentó toda la reforma de la vivienda a través de sus redes sociales, un chalé pareado de los años 50 que adquirió en 2016 y después bautizó como ‘La casa de los sueños’.

El proceso se convirtió así en un instrumento “de escape y motor en un momento de salud complicado”, justo después de que fuese diagnosticada con un cáncer de mama con metástasis en la axila y empezara a tomar sesiones de quimioterapia. “Nuestra casa es muy especial y es un hogar al que le tengo un apego enorme porque fue muy soñado. Por eso, estoy muy contenta de que ahora otras personas puedan sentir la magia que tiene, del mismo modo que yo siento la de otros alojamientos cuando viajo”, resalta.

Entra aquí para leer más noticias sobre emprendimiento. 


To Top