martes, 17 septiembre 2019

CEN, UGT Y CCOO acuerdan el salario mínimo de 14.000 euros

Las partes han firmado la revisión del Acuerdo Intersectorial de Navarra sobre Relaciones Laborales que aporta orientaciones en distintas áreas del diálogo social como por ejemplo en el ámbito de negociación colectiva, fruto de un importante consenso que favorecerá el empleo estable y el aumento de la riqueza y competitividad de nuestra comunidad

Cristina Catalán
Pamplona - 18 octubre, 2018

Jesús Santos de UGT; José Antonio Sarría de CEN y Chechu Rodríguez, CCOO

El presidente de CEN, José Antonio Sarría, el secretario general de UGT Navarra, Jesús Santos, y el secretario general de CCOO Navarra, Chechu Rodríguez, han firmado en el Tribunal Laboral de Navarra la revisión del Acuerdo Intersectorial de Navarra sobre Relaciones Laborales. Un acuerdo, en el que entre otros puntos, insta a que en las diferentes negociaciones de los convenios sectoriales se establezca un salario mínimo de 14.000 euros brutos anuales.

En el presente contexto de 2018, empresas y trabajadores se enfrentan al reto de adaptarse a los nuevos cambios que marca el mercado: la transformación digital, el desarrollo tecnológico, la sociedad y el mercado. Conscientes de este escenario, los agentes sociales consideran importante llegar a pactos para afrontar conjuntamente estos desafíos. Esta firma es fruto del trabajo realizado durante más de un año por CEN, UGT y CCOO para llegar a un consenso en las distintas áreas que influyen en la economía y el empleo de Navarra. Con la presentación de este documento, los agentes sociales firmantes también desean poner en valor el papel del diálogo, la colaboración y la voluntad de llegar a acuerdos como forma de progreso económico y social.

A nivel nacional, la Fundación forma cada año a unos 70.000 profesionales del sector e imparte más de 2 millones de horas de formación.

El secretario general de CEN, Carlos Fernández Valdivielso, ha destacado de este acuerdo la importancia de “la negociación colectiva para la mejora de la competitividad de las empresas y por tanto, de las personas que en ellas trabajan, del asociacionismo y sindicalismo, y la fuerte apuesta por el diálogo social. Hay que convertir a la empresa en un centro de entendimiento y confianza“.  Valdivielso ha señalado que en este acuerdo se recoge la necesidad y las pautas para llevar a cabo “la conciliación, impulsar el teletrabajo, la FP Dual, el establecimiento de un Plan de Igualdad en las empresas de más de 50 trabajadores, medidas de seguridad laboral, priorizar medidas que prevengan el estrés laboral o el derecho a la desconexión digital del trabajo además del compromiso frente al empleo no declarado y la economía sumergida“.

Sarría: “Empresas y trabajadores deben consensuar, deben ceder y llegar a acuerdos porque eso se traduce en mejorar la competitividad”.

José Antonio Sarría ha subrayado que este acuerdo es “fruto del consenso de las partes y de meses de negociación. La riqueza la crean las empresas y los trabajadores con su esfuerzo. Ambas partes deben consensuar, deben ceder, deben llegar a acuerdos porque eso se traduce en mejorar la competitividad y con ello, aumentar la riqueza. Es necesario anticiparse al futuro para ser más fuertes. Navarra debe mejorar su competitividad gracias a ese consenso y confianza, no con confrontación, ya que eso, en el siglo XXI es estúpido”Sarría también ha señalado la importancia de impulsar la formación “que a día de hoy es un desastre”. Por otro lado, ha comentado el importante objetivo de “reducir la temporalidad laboral, ya que el miedo de muchas empresas tras la crisis, ha hecho que aumente. Necesitamos aumentar la estabilidad laboral“.

El secretario general de UGT Navarra, Jesús Santos, ha indicado que este acuerdo significa “una ratificación del consenso entre las partes para impulsar el desarrollo económico y la riqueza social. Se ha producido un cambio de ciclo económico de crecimiento  tras la crisis y no podemos desaprovecharlo. Tras la ambigüedad del gobierno de navarra entre el discurso y los hechos, este acuerdo refuerza la estabilidad de Navarra y ofrece a los trabajadores condiciones de mejora y futuro. Busca establecer un consenso entre sindicatos fracturado por la Reforma Laboral. Es un acuerdo en defensa de los salarios y la estabilidad de empleos con el objetivos de recuperar poder adquisitivo. Y en cuanto a la lacra de la siniestralidad laboral, es imprescindible la labor de la administración pública con planes de revisión y apoyo a la salud”.

Santos: “Se ha producido un cambio de ciclo económico de crecimiento  tras la crisis y no podemos desaprovecharlo”.

El secretario general de CCOO Navarra, Chechu Rodríguez ha recalcado la “trascendencia de este acuerdo porque parte de los derechos de los trabajadores, basado en el reparto de la riqueza y el aumento de los salarios más bajos. Además, ha señalado que uno de los objetivos de CCOO era nublar algunos de los efectos de la Reforma Laboral y para eso, en este acuerdo se definen unos estándares de calidad en el empleo. Nos preocupaba que el país estaba saliendo de la crisis pero los trabajadores no estaban saliendo de ella en las mismas condiciones que previamente a ella”.

El SNE ha presentado un balance de su línea de "Ayudas a la Contratación en Empresas de Sectores Estratégicos definidos en la S3".

NEGOCIACIÓN COLECTIVA

El Acuerdo Intersectorial, actualizado ahora, fue suscrito el 8 de junio de 1995 por las tres organizaciones, sentando las bases para el diálogo social y la concertación desarrollada desde hace más de dos décadas en la Comunidad Foral, que ha situado a Navarra como referente nacional en los estándares económicos y de empleo. En 2013, CEN, UGT y CCOO firmaron otra revisión con el fin de abordar conjuntamente la salida de la crisis económica.

En el mes de julio, se firmó el IV Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (IV AENC), suscrito por las organizaciones empresariales CEOE y CEPYME, así como por los sindicatos UGT y CCOO. Este acuerdo de referencia nacional supuso un espaldarazo para la firma de la presente revisión del Acuerdo Intersectorial, con el fin de promover la competitividad de Navarra, seguir generando riqueza y distribuyéndola para el conjunto de la sociedad.

Rodríguez:”Este acuerdo parte de los derechos de los trabajadores, basado en el reparto de la riqueza y el aumento de los salarios más bajos”.

Las entidades firmantes ponen en valor la importancia de crear un clima de encuentro y colaboración en la empresa y de desarrollo de las personas como fuente de mejora de la competitividad. Esto conlleva que el proyecto estratégico de cada compañía sea conocido por sus plantillas, con el fin de afrontar en un entorno de transparencia y confianza los retos y desafíos de la organización. Tal y como recoge el documento suscrito por CEN, UGT y CCOO, la competencia cada día será mayor y para sobrevivir será necesario utilizar toda la capacidad, conocimiento y trabajo de la totalidad del capital humano. 

Del mismo modo, el acuerdo suscrito hoy remarca la apuesta de CEN, UGT y CCOO por la flexibilidad, entendida como una herramienta organizativa que permite a las empresas adaptarse a las necesidades del cliente, adecuando su estructura productiva y organizativa, así como un instrumento que permita a los trabajadores conciliar adecuadamente su vida laboral y familiar. Las entidades firmantes también reconocen la igualdad entre hombres y mujeres como una necesidad social, por lo que se comprometen a avanzar en la solución de la brecha salarial, así como recomiendan que todas las empresas con más de cincuenta trabajadores realicen, acuerden y registren con la representación legal de los trabajadores un plan de igualdad.

Por otra parte, en materia de seguridad y salud laboral, se recomienda una apuesta por la calidad en el empleo como medida de mejora de los índices de siniestralidad. En este sentido, también se llama al impulso de la Comisión Mixta de Salud Laboral definida en el Acuerdo Intersectorial de Navarra sobre Relaciones Laborales de 1995 y a relanzar la figura del delegado territorial de Prevención, que tan buenos resultados ofreció a la Comunidad Foral en años anteriores.

APUESTA POR LA FORMACIÓN 

Como bien ha señalado Sarría, otro aspecto puesto en valor en el acuerdo firmado hoy por CEN, UGT y CCOO es la apuesta por la formación en el trabajo, como aspecto fundamental para la mejora de la capacitación profesional de los trabajadores y, por tanto, fuente de competitividad para las compañías. Las tres entidades recomiendan que las empresas, como mínimo, agoten su crédito de formación. Esta formación deberá contar con la participación de la representación legal de los trabajadores y recoger sus aportaciones en todos aquellos aspectos que estén directamente relacionados con el desarrollo de la actividad ordinaria de la compañía. También se llama a una apuesta imprescindible por la Formación Profesional Dual.

El paro ha caído en 200 personas en el tercer trimestre del año según la EPA.

Además, los agentes sociales firmantes suscriben algunos puntos que deberán ser desarrollados en el ámbito de la negociación tripartita con la Administración. Por ejemplo, como mecanismo de participación y construcción de políticas consensuadas a favor de la mejora global de la sociedad, se insta a reactivar la actividad del Consejo Navarro del Diálogo Social y, en consecuencia, de todas sus comisiones.

Otros puntos del acuerdo que se mencionan para desarrollar en el ámbito tripartito son el establecimiento de comisiones prácticas para desplegar un modelo de FP Dual en Navarra ajustado a las necesidades de la realidad empresarial, y que facilite la vertebración territorial, o el apoyo público a proyectos basados en tecnologías de transformación digital.

A continuación, para todos los interesados ponemos a su disposición un ejemplar del documento firmado este mediodía por los representantes empresariales así como de los sindicatos mayoritarios de nuestra región. 

Para más información sobre empleo, LEER AQUÍ


To Top