jueves, 27 enero 2022

Ejecutados más de 60 millones en dos años para infraestructuras de agua

El consejero Bernardo Ciriza realizó este miércoles un balance sobre el grado de ejecución del Plan Director del Ciclo Integral del Agua de Uso Urbano. En concreto, aportó los datos de 2019 y 2020. Así, las actuaciones en materia de abastecimiento sumaron 37 millones de euros, mientras que las de saneamiento ascendieron a 20 millones.

Redacción
Pamplona - 12 enero, 2022

Las actuaciones realizadas en materia de abastecimiento sumaron 37 millones de euros. (Foto: cedida)

Navarra invirtió 60,8 millones de euros durante los años 2019 y 2020 para mejorar infraestructuras de abastecimiento y saneamiento de agua en un centenar municipios. Los datos fueron facilitados este miércoles por el Gobierno de Navarra, tras el balance realizado por el consejero Bernardo Ciriza en referencia al grado de ejecución del Plan Director del Ciclo Integral del Agua de Uso Urbano.

Las actuaciones en materia de abastecimiento han alcanzado los 37 millones de euros. Entre estas figuran las obras de conexión de la ETAP de la Pedrera, en Tafalla, por 9,8 millones (de los cuales el Ejecutivo foral aportó 6,5 millones a través del Plan de Inversiones Locales 2017-2019, y la Mancomunidad de Mairaga 3,3 millones). Dicho proyecto ha posibilitado la llegada de agua de calidad de Itoiz, a través del Canal de Navarra, a municipios como Peralta o Falces.

En cuanto a las obras en saneamiento, estas superan los 20 millones de euros, de los que más de 7 millones se han invertido en municipios de menos de 350 habitantes. Es el caso, por ejemplo, de los municipios de Muruzábal-Uterga-Legarda, Cabredo, Hiriberri/Villanueva de Aezkoa, Zigaurre, Guerendiáin, Ujué, Arbeiza-Zubielqui, Asiáin-Izu, Arano, Ustárroz o Igúzquiza.

En este sentido, Ciriza compareció en Comisión Parlamentaria para realizar un balance del grado de ejecución del plan, acompañado por el director general de Administración Local y Despoblación, Jesús María Rodríguez, y el gerente de la sociedad pública Nilsa, Fernando Mendoza. El consejero destacó que “por primera vez se acomete en Navarra la gestión unificada del ciclo integral del agua, es decir, desde su captación antes de ser consumida, hasta su devolución al río, una vez depurada”.

“El plan está permitiendo ofrecer a la ciudadanía navarra servicios básicos como el abastecimiento de agua de boca y saneamiento de las aguas residuales, como derecho de todos los habitantes de Navarra por igual, desde los núcleos de población mayores hasta los más pequeños concejos, con una calidad similar para todos”, señaló el gerente de la empresa pública Nilsa.

464 MILLONES EN DOCE AÑOS

El Plan Director del Ciclo Integral de Agua de Uso Urbano 2019-2030 fue aprobado en el Parlamento de Navarra en mayo de 2019. Su principal objetivo es “garantizar el acceso a un servicio básico y adecuado de abastecimiento y saneamiento como derecho universal de todos los habitantes de Navarra”.

El cumplimiento de este plan requiere de inversiones importantes por parte del Gobierno de Navarra y de las entidades locales, competentes en materia del ciclo integral del agua. Se estima una necesidad de inversión de 464 millones de euros en 12 años. Estas inversiones cuentan con tres líneas principales. La renovación de redes en baja y pavimentación en pueblos y ciudades de Navarra requeriría 158 millones; el abastecimiento de agua en alta precisaría 142 millones, y el saneamiento de agua en alta requeriría 126 millones.

El objetivo es que el 100 % de la población se abastezca desde fuentes con agua bruta de alta calidad.
El plan consta de diez líneas de acción: refuerzo del ciclo integral, gobernanza, acciones generales de abastecimiento, mejora del abastecimiento en alta y en baja, acciones generales de saneamiento, mejora del saneamiento en alta y en baja, costes y sistema tarifario, conocimiento, sensibilización y divulgación.

En lo que se refiere al abastecimiento, para 2030, el objetivo es que el 100 % de la población se abastezca desde fuentes con agua bruta de alta calidad y que se alcance un cumplimiento total de la normativa de aguas de consumo. El sistema se diseña buscando fuentes de suministro suficientemente sólidas y a la vez diversificadas, promoviendo el empleo de aguas de menor calidad para usos menos exigentes. Se prioriza la protección de las áreas que drenan a las captaciones para uso urbano.

El objetivo para saneamiento es que, durante los años de vigencia del plan, todos los núcleos mayores de cien habitantes tengan un sistema de depuración biológico. Los núcleos menores estarán atendidos por tratamientos primarios, salvo que se considere necesario en función del impacto causado. Se estudiará la implantación de tratamientos avanzados para eliminación de nutrientes o micro contaminantes.

Entra aquí para leer más sobre economía navarra.


To Top