El embalaje biodegradable que resiste a las alturas

jueves, 24 septiembre 2020

El embalaje biodegradable que resiste a las alturas

Smurfit Kappa desarrolla un innovador embalaje para la Fundación Wings for Aid, que permite entregar provisiones por vía aérea en zonas de difícil acceso sin que estas sufran ningún daño. La iniciativa ha obtenido el Premio Air Cargo Sustainability 2019 de TIACA.

Redacción
Pamplona - 7 febrero, 2020

En los ensayos, los prototipos fueron lanzados con huevos desde cien metros de altura. (Foto: cedida)

Smurfit Kappa, empresa centrada en el sector de los embalajes de papel y cartón ondulado, ha colaborado con la Fundación Wings for Aid para diseñar una innovadora solución de embalaje, que facilita la entrega de provisiones de emergencia por vía aérea en áreas de difícil acceso. El proyecto ha obtenido el Premio Air Cargo Sustainability 2019 de TIACA, gracias a su resistencia y capacidad de protección, ya que puede lanzarse desde un avión sin que su contenido sufra ningún daño.

Así quedó demostrado, según informa la empresa, en las pruebas realizadas con prototipos. De hecho, un paquete de 30 huevos, un producto especialmente frágil, quedó intacto después de que fuera lanzado desde cien metros de altura.

La siguiente fase del proyecto será desarrollar embalajes que puedan lanzarse desde drones.

La Fundación Wings for Aid “se vio atraída por las capacidades de Smurfit Kappa en materia de sostenibilidad y por su experiencia y saber hacer a largo plazo en embalajes basados en papel”. Soluciones que pueden reutilizarse con facilidad para otros propósitos en caso de emergencia, como un refugio por ejemplo, y que “no generan problemas de basura cuando acaba su cometido, ya que se descompondrán fácilmente debido a que son 100 % biodegradables”.

Barry Koperberg, director general de la fundación Wings for Aid, afirmó que “Smurfit Kappa es un socio colaborador” para su organización: “Ahora podemos lanzar cajas con una capacidad de veinte kilos, desde una altura de cien metros y a una velocidad de 90 km/h sin que sufran daños y en una ubicación predeterminada”.

Smurfit Kappa es uno de los principales proveedores de soluciones de embalaje de papel en el mundo, con alrededor de 46.000 empleados en unos 350 centros de producción ubicados en 35 países. Sus ingresos anuales en 2018 alcanzaron los 8.900 millones de euros y, además, dos de sus centros de producción se encuentran en Navarra. Concretamente, en Cordovilla y Sangüesa.

Entra aquí para leer más sobre innovación.


To Top