domingo, 16 diciembre 2018

Picasso: Love, Fame, Tragedy

La pincelada firme de Pablo Picasso se vislumbra entre curvas y figuras sensuales. El surrealismo provocador y la lucha interior del artista malagueño danzan desde marzo en el Museo Tate de Londres en una histórica exposión: “Picasso 1932 – Amor, Fama y Tragedia”.

Yosune Villanueva
Londres - 5 mayo, 2018

piccaso, 1932, Tate Museum

'Girl before a mirror-Mujer frente al espejo', cuadro de Pablo Picasso, expuesto en el Museo Tate de Londres.

piccaso, 1932, Tate Museum

Marie-Thérèse Walter

1932 fue un período intensamente creativo en la vida del artista más influyente del siglo XX, el malagueño Pablo Picasso (1881-1973). ‘Love, Fame, Tragedy – Amor, Fama, Tragedia’ explora mes por mes la vida personal y artística del español a través de más de cien pinturas, esculturas y dibujos, mezclados con fotografías familiares y vislumbres raros en su vida personal.

La exposición hace un repaso de 1932, uno de los años más prolíficos para el pintor, quien sufrió la lucha interna por las dos mujeres que copaban su vida por entonces, Olga Picasso, su mujer, y Marie-Thérèse Walter, su amante.

El Tate Modern realiza esta exhibición a 45 años de la muerte de Picasso. Abrió al público el 8 de marzo en la galería que fue creada en el edificio de una antigua planta termoeléctrica abandonada y es la segunda parte de la exposición inaugurada en París en 2017 en el museo Picasso.

TATE MODERN

El Museo Nacional Británico de Arte Moderno, más conocido como Tate Modern, expone y conserva obras de carácter internacional que abarcan desde el año 1900 hasta la actualidad. Es el museo de arte moderno más visitado del mundo, superando al Moma de Nueva York y al Reina Sofía de Madrid.

Un detalle que lo hace especial es su ubicación en la reformada Central Eléctrica de Bankside. Este emplazamiento se inauguró el 11 de mayo del 2000 después de cuatro años de obras y encaja perfectamente con la temática del museo.

Ahora, este museo presenta la exposición sin precedente de la vida y obra de Picasso, destacando un año clave en el proceso creativo del artista: “1932 fue un año extraordinario para Picasso, incluso para sus propios estándares. Sus pinturas alcanzaron un nuevo nivel de sensualidad y consolidó su estatus como uno de los más influyentes artistas del siglo XX”, afirmó el curador de la exposición, Achim Borchardt-Home.

LA EXPOSICIÓN

Mujer desnuda en sillón rojo

Mujer desnuda en sillón rojo

Tres de las extraordinarias pinturas con su amante Marie-Thérèse Walter se muestran juntas por primera vez desde que se crearon en un período de solo cinco días, en marzo de 1932.

En la exposición londinense, se ha eliminado los mitos alrededor de Picasso para revelar al hombre y al artista en toda su complejidad y riqueza, pues 1932 fue también un año de reflexión y rejuvenecimiento para el artista que dividía su tiempo entre su departamento de París y su casa de Normandía, donde tenía un estudio y un taller de escultura.

Al mismo tiempo, Picasso, de 50 años de edad, mantenía desde hacía cinco años una relación amorosa con Marie Thérèse, de 22 años de edad, musa y objeto de sus figuras femeninas de 1932 y años posteriores.

En ese año, Picasso creó muchos de sus famosos cuadros como Mujer desnuda en sillón rojo, en el que retrata a su rubia amante, y Mujer frente al espejo, que raramente sale del Museo de Arte Moderno de Nueva York (MOMA).

“Estas pinturas no van a estar juntas otra vez”, aseguró el director de Exposiciones de Tate Modern, Borchardt-Home, durante el recorrido por las 10 salas. El experto también recordó que 1932 fue un año muy prolífico para Picasso ya que en tan solo 12 días pintó en el mes de marzo seis óleos grandes de mujeres. Y por primera vez, tras 86 años, los seis se encuentran juntos en esta exposición en Londres.

Pablo-Picasso-1932-Tate-Modern

OTRAS EXPOSICIONES

La colección permanente del Tate Modern, situada entre la tercera y la quinta planta del edificio, es una de las más completas del mundo ya que contiene obras de la mayoría de los artistas más relevantes del siglo XX, como Pablo Picasso, Andy Warhol, Salvador Dalí o Mark Rothko.

Las exposiciones temporales se encuentran repartidas entre la cuarta planta y el atrio principal del museo, un enorme espacio en el que antiguamente se encontraban las turbinas de la central eléctrica.


To Top