Soltero y sin compromiso... de compra

jueves, 28 mayo 2020

Soltero y sin compromiso… de compra

Según el estudio que analiza las diferencias entre solteros y casados, los 'singles' conducen coches más antiguos, solo el 12 % tiene uno de gama alta y el seguro les sale más caro.

Redacción
Pamplona-Madrid - 14 febrero, 2020

A los solteros les resulta más difícil acceder a coches nuevos. (Foto: freepik).

Estar soltero sale caro. Esta es la conclusión a la que ha llegado un informe publicado por el comparador de seguros Acierto.com que, con motivo de San Valentín y el Día del Soltero, ha analizado las diferencias entre solteros y casados al volante. De este estudio se desprende que los ‘singles’ conducen coches más antiguos, pocos acceden a modelos de gamas altas y el seguro les sale más caro.

Este grupo social, además, no solo no pueden beneficiarse de determinadas ventajas fiscales –como la tributación conjunta del IRPF y las bonificaciones en el impuesto de sucesiones en algunas comunidades– sino que pagan más por determinados servicios. Su poder adquisitivo, por tanto, se resiente. Según el informe, los singles acaban el año con un patrimonio personal de 7.500 euros menos que los casados en la misma situación económica.

QUINCE AÑOS TIENE MI AUTOMÓVIL

No es de extrañar entonces que sus coches sean más viejos. En concreto, las cifras indican que el número de personas sin pareja que conducen uno de más de quince años de antigüedad es un 20,5 % superior que el de sus homólogos casados. Estos últimos conducen coches nuevos en un 10,3 % más de los casos. Teniendo en cuenta, además, que la edad media de los vehículos que se ven inmersos en un accidente supera los doce, no es de extrañar que el seguro les salga más caro.

Esto también está relacionado con el desgaste de las piezas y con la posibilidad de solicitar el servicio de asistencia en carretera. Es decir, cuanto más antiguo es un vehículo, mayor riesgo suele implicar. Además, los vehículos antiguos están dotados de menos sistemas de seguridad, lo que implicaría un desembolso mayor en caso de siniestros con daños personales.

De media, las pólizas contratadas por los ‘singles’ salen un 34 % más caras que las contratadas por personas casadas

Así, si miramos los números, la póliza sale un 34 % más cara de media. El precio de los seguros a todo riesgo sin franquicia todavía se dispara más: un 43 %. Además y volviendo a su situación económica, solo el 12 % de los solteros posee un coche de gama alta, frente al 24 % de los casados.

Sin embargo, los solteros tienen menos percances: solo el 16 % ha presentado un parte de accidente en el último año, frente al 20 % de los casados. Dadas las circunstancias, no es de extrañar que los casados opten por seguros a todo riesgo en un 23,3 % más de casos, mientras que los solteros se decidan por seguros a terceros básicos en un 32,2 % más de ocasiones.

En resumen, si bien el estado civil no es determinante por sí mismo, existen diferencias en las características asociadas a solteros y casados que hacen variar el precio de la póliza.

Entrar aquí para leer más noticias sobre el mercado del automóvil.


To Top