miércoles, 18 octubre 2017

Imagen de la férula que está diseñando Exovite y el sistema de rehabilitación Exopad

Imagen de la férula que está diseñando Exovite y el sistema de rehabilitación Exopad

Una información de Cristina Altuna para Navarra Capital

Juan Monzón todavía recuerda el largo proceso que tuvo que soportar de pequeño, tras romperse la pierna: 6 meses de escayola y otros 6 meses de rehabilitación. Un periodo de recuperación que, ahora, con la tecnología puede reducirse. En ello trabaja junto con Ana Hernández, fundadores los dos de Exovite.

Esta empresa biotecnológica ha diseñado un sistema revolucionario en 3D para la inmovilización y rehabilitación de traumatismos que, además, mejora la comodidad de los pacientes. Incorporando las ultimas tecnologías 3D a los sistemas ya existentes, se diseñan e imprimen unas férulas a medida en sustitución a la escayola.

Las ventajas son muchas: pesa 10 veces menos que una férula convencional y el paciente gana en movilidad. Además, se evitan los picores y mejora la higiene, ya que su estructura en forma de panel de abeja “permite que la pie respire y puedas ducharte o ir a la playa”, explica Juan Monzón.

Para inmovilizaciones mas prolongadas, Exovite está desarrollando un sistema de electroestimulación que añadido a la férula, “reduce la perdida de masa muscular y permite acortar el proceso de recuperación”. Así lo asegura Monzón que resalta que lo que se hace es enfocar el tratamiento desde dos perspectivas: la recuperación del hueso dañado, y la estimulación del músculo para que en ese periodo de inmovilización no se dañe.

Y todo ello, controlado constantemente gracias a Exopad, una aplicación móvil de telerehabilitación. La app permitirá tratar lesiones musculares desde casa a través de electroestimuladores, reduciendo los tiempos del tratamiento en un 20% y los costes en un 30% ya que eliminarán visitas al fisioterapeuta, que puede seguir la evolución del paciente por la aplicación en la que verá si realiza bien los ejercicios.

SELECCIONADA POR MICROSOFT
La aceleradora de proyectos de Microsoft en Tel Aviv (Israel) seleccionó el pasado mes a Exovite, única empresa española, entre 300 proyectos para desarrollar en sus instalaciones la aplicación móvil de telerehabilitación.

Un privilegio cuenta Monzón porque el gigante tecnológico les ha rodeado de una gran infraestructura. “Microsoft nos ha puesto un mentor para salir al mercado y un experto en UX para ayudarnos a diseñar el interface de usuario así como un diseñador, un profesor de dicción de inglés o nos organiza reuniones con inversores”. Todo un despliegue que les “facilita las cosas” y que sería “impensable”, dice Monzón en España. “El modelo de emprendimiento en España te obliga a pedir un crédito”, lamenta el cofundador de Exovite que pide una mayor apuesta por la innovación.

APOYO NAVARRO
Exovite también cuenta con el apoyo de empresas navarras como Cinfa o Mutua Navarra, dentro del programa “Acción Impulso Emprendedor” de CEIN. Una apuesta de la farmacéutica y la aseguradora que permitió a sus fundadores “creer” en el proyecto. “Es lo que nos ha hecho llegar hasta aquí”, asegura Monzón que explica que “emprender es como una montaña rusa, pero no de días, sino de horas: en una hora estás animado, en la siguiente lo quieres dejar”.

RESULTADOS ESPERANZADORES
Los éxitos de Exovite se suman a muy buen ritmo. La empresa fue constituida hace tan sólo un año tras ganar el Start up Pirate y disponen ya de clientes que quieren comprar la solución, que saldrá al mercado a mediados del año que viene y puede interesar a grandes grupos hospitalarios, clínicas privadas y consultas traumatológicas.

Los retos de Exovite son ambiciosos. Los 10 miembros del proyecto trabajan en el diseño de un catálogo de soluciones tecnológicas para distintas recuperaciones, como el diseño de impresoras de férulas en 20 segundos. Un objetivo que si logran, “sería una revolución”, concluye Monzón.

 

 

To Top