martes, 30 mayo 2017

Jornada biorrefinería

Una información de Cristina Catalán para Navarra Capital 

Hay que determinar los socios estratégicos que colaborarían en la creación de esta Biorrefinería así como concretar el polígono industrial o municipio donde podría ubicarse entre otros muchos detalles. Pero este miércoles, la sede de Aditech ha reunido a un centenar de personas interesadas en este proyecto en una jornada titulada  “Biorrefinería, ¿una posibilidad real para Navarra?”.

El consorcio del proyecto, está formado por cinco socios: CENER (Centro Nacional de Energías Renovables) como coordinador del proyecto, CNTA (Centro Nacional de Tecnología y Seguridad Alimentaria)AIN (Asociación de la Industria de Navarra)UPNA (Universidad Pública de Navarra) e INTIA (Tecnologías e Infraestructuras Agroalimentarias).  El “Proyecto Biorrefinería en Navarra” ha recibido financiación del Gobierno de Navarra y ha sido cofinanciado por los fondos FEDER de la Unión Europea.

David Sánchez, CENER; Juan Ramón de la Torre, Director Científico-técnico de Aditech y Amaia Arandia, del Servicio de Innovación de Gobierno de Navarra;

David Sánchez, CENER; Juan Ramón de la Torre, Aditech y Amaia Arandia, del Servicio de Innovación

Amaia Arandia, del Servicio de Innovación de Gobierno de Navarra; Juan Ramón de la Torre, Director Científico-técnico de Aditech; Javier Sanz, de la División ITG. INTIA; Joaquín Erice, director de Proyectos Energéticos de AIN y David Sánchez, del departamento de Biomasa CENER, han sido los encargados de explicar a los presentes el proyecto en detalle.

El público presente ha estado formado por empresas conserveras (en cuanto a generadoras de residuos), energéticas, cooperativas agrarias, empresas farmacéuticas, e industrias del sector biotecnológico.

Durante la segunda parte de la jornada se han celebrado mesas redondas de trabajo en las que se ha discutido sobre suministro, localización, logística; procesos, productos y mercados entre otros temas.

APROVECHAMIENTO DE RESIDUOS AGRÍCOLAS Y AGROALIMENTARIOS

David Sánchez, del departamento de Biomasa CENER ha señalado que este proyecto comenzó en 2009 con una evaluación del potencial disponible en Navarra para la ubicación de una Biorrefinería en nuestra comunidad.

Actualmente, los sectores agrícola y agroindustrial tienen un papel destacado en la economía tanto de Navarra como de España, y generan cantidades importantes de residuos que podrían ser utilizados como materia prima en una planta capaz de producir biocarburantes y otros bioproductos de alto valor añadido.

Por esta razón, las instituciones de investigación antes citadas ubicadas en la Comunidad Foral unieron esfuerzos para llevar a cabo un proyecto que definiera y diseñara una Biorrefinería en Navarra.

Durante la jornada en Pamplona, ponentes técnicos especialistas que han participado en el proyecto han comentando las tecnologías estudiadas así como el abanico de bioproductos que se han considerado como óptimos para el proyecto y se han analizado las posibilidades de instalar una biorrefinería en Navarra que utilice como materia prima residuos agrícolas, cultivos energéticos y residuos de la industria agroalimentaria, teniendo en cuenta los posibles socios industriales, además de buscar sinergias y colaboraciones con los sectores: agrícola, agroindustrial y biotecnológico, para tener la capacidad de realizar futuros proyectos colaborativos.

Módulo Bioquímico del Centro de Biocombustibles de 2ª Generación de CENER

Centro de Biocombustibles de CENER

Javier Sanz, de INTIA ha señalado que se aprovecharían residuos de la paja del cereal, de la colza, del maíz, del arroz y de la coliflor y el brócoli por un lado, y por otro, residuos provenientes de industrias agroalimentarias como el tomate, maíz dulce, crucíferas, pimiento, cardo o alcachofa.

Además, se utilizarían como materias primas plantas enteras con otros usos alternativos actualmente como la alfalfa o sin otros usos actuales como el triticale (cereal híbrido que procede del cruzamiento entre trigo y centeno), el sorgo o la Brassica carinata.

ESTUDIOS Y ANÁLISIS

Se estima que se procesarían en torno a 150.000 toneladas al día de residuos para el proceso productivo de etanol-furfural.

El concepto de la planta que se plantea se centra principalmente en la obtención de productos de alto valor añadido, y la conversión de los azúcares presentes en la materia prima de partida.El diseño que ha resultado del proyecto se basa por un lado en resultados experimentales específicos obtenidos a partir de ensayos en las diferentes etapas a lo largo de toda la ruta de conversión (es decir: la extracción, fraccionamiento, hidrólisis enzimática, fermentación, etc.) y también en referencias bibliográficas sobre estudios ya realizados anteriormente.

El Grupo de de Logística y Transporte de la UPNA ha estudiado las diferentes posibles localizaciones basándose en tres niveles: polígonos industriales, municipios y cualquier punto de la comunidad, minimizando distancias y costes. En los tres supuestos, la localización más óptima sería la zona media de Navarra, entre Pamplona y Tafalla, en las proximidades de Mendigorría y Larraga.

Archivado en:

ADItech · CENER · CNTA · INIA · upna ·

To Top