martes, 19 noviembre 2019

Ajoarriero de mi abuela

Es el regreso a la infancia y a la tradición, al plato hondo, al guiso, a la cuchara y al 'untar pan'. 'Ajoarriero de mi abuela' ha logrado el Oro en una disputada 'Semana de la Cazuelica y el Vino de Navarra'. Un certamen que ha dejado el nivel muy alto y que seguro nos ha recordado esos aromas de la casa de nuestros abuelos.

Irene Iriarte
Pamplona - 19 octubre, 2019

Esta exquisita cazuelica hecha con patata y bacalao es la que ha logrado el Oro en la Semana de la Cazuelica y el Vino de Navarra.

La mezcla de productos de toda la vida, unidos a la innovación en la forma de mezclar sabores y texturas, siempre da buenos resultados. Este es un ejemplo. Un guiso tradicional en miniatura de patata y bacalao, junto a uno de los mejores crujientes como es la piel de este pescado tan atlántico. Y para rematar, la yema del huevo que le aporta color con un toque distinguido e innovador. Esto es lo que se ha premiado a la hora de otorgar el Oro de la ‘XVIII Semana de la Cazuelica y el vino de Navarra’ al bar La Barra del Goloso de Pamplona, con su ‘Ajoarriero de mi abuela’, maridado con un vino Palacio de Sada Rosado 2018. Nada menos que el mejor entre los 38 establecimientos participantes.

Bernardo Pérez, responsable de La Barra del Goloso explica que eligió esta cazuelica para hacerle un pequeño homenaje a su familia. “Era una receta que hacía mi abuela, luego mi padre y ahora yo. Cuando la pruebo, es inevitable acordarme de mi infancia”. El vino que la acompaña se ha elegido “como seña de identidad en Navarra”.

De dcha. a izq. Bernardo Pérez, responsable de La Barra del Goloso, y José Bendezú, chef, reciben su Oro.

Durante la semana del evento, el chef José Bendezú “perdió la cuenta” de las cazuelicas que vendió, pero lo que sí sabe es que ayer, tras conocerse que eran los ganadores, más de 85 personas fueron a La Barra del Goloso a probar este delicioso manjar.

El jurado, formado por relevantes personalidades del mundo de la gastronomía, tuvo muy difícil el proceso de deliberación. Javier Díaz, cocinero del Restaurante Alhambra de Pamplona y presidente del jurado; Alex Múgica, cocinero y ganador de ediciones anteriores; y David Palacios, presidente del Consejo Regulador de la D.O. Vinos Navarra, estuvieron de acuerdo en que este año había un nivel muy alto y que fue muy complicado decantarse por una sola. Y David Palacios hizo un pequeño homenaje a los vinos diciendo que “son los mejores anfitriones para quedarse con el retrogusto de nuestra tierra”.

La Plata recayó en La Juana Gastrobar de Pamplona, por su cazuelica ‘¡Qué morro! ¡Qué callo!’, acompañada por el vino Viña Zorzal Garnacha Blanca 2017; y el Bronce, en el Baserriberri, también de la capital navarra, por su cazuelica ‘Txipirones Kun y linGus de ternera maridada’, acompañada con un Viña Anitz Primicia 2016. Además, hay tres premios y cuatro menciones más que puedes consultar en la web de la Semana de de la Cazuelica

Aquí te dejamos con Bernardo Pérez y su receta ganadora:


To Top