miércoles, 21 agosto 2019

David Simón: “La solución es más Europa, pero atendiendo las prioridades de sus Estados miembro”

Ante las elecciones comunitarias de mayo, el responsable de Public Affairs de Grayling España anima a las empresas a establecer un diálogo estratégico con las Administraciones "para que su cuenta de resultados no se vea afectada por los próximos cambios regulatorios".

Jesús Jiménez
Pamplona - 10 enero, 2019

David Simón Santiñán, responsable de Public Affairs de la Agencia Grayling España (FOTOS: Víctor Rodrigo).

El actual responsable de Public Affairs de Grayling España, David Simón Santiñán, es un joven talento navarro que ha tenido la fortuna, según propia confesión, de formarse y desarrollar una parte muy importante de su trayectoria vital y profesional en el Reino Unido. En los últimos 15 años, además, se ha dedicado a representar los intereses de diferentes empresas de todo tipo antes las instituciones británicas, europeas y, también, de Navarra.

Así que aprovechamos la visión de este testigo de excepción de la realidad europea para preguntar sobre los principales retos a los que se enfrenta el proyecto comunitario, con unas elecciones en mayo que nuestro invitado califica como “las más importantes de la Historia”, y qué pueden hacer las empresas, sobre todo las de la Comunidad foral, ante el nuevo período que se avecina.

David, con tu bagaje personal y profesional, ¿cómo empieza el año Europa, en tu opinión?
Yo creo que 2019 va a ser clave para Europa. Políticamente, por ejemplo, asistimos a un proceso de redistribución de fuerzas entre la izquierda y la derecha debido a la irrupción de nuevas corrientes populistas que, tras las próximas elecciones de mayo, van a cambiar la tradicional configuración del Parlamento Europeo para los próximos 5 años.

En ese escenario, uno de los primeros retos a los que habrá que enfrentarse es el Brexit, ¿crees que habrá acuerdo?
Las veces que hemos hablado con parlamentarios británicos en Westmister y en la Unión Europea nos dicen que no va a pasar nada a partir a partir del 29 de marzo, fecha límite para llegar a ese acuerdo. Sin embargo, frente a esa corriente, existe una preocupación generalizada entre las empresas que se están viendo perjudicadas porque no saben exactamente qué va a pasar a partir del 1 de abril.

“Los primeros meses de 2019 van a ser fundamentales para ver qué es lo que sucede finalmente con el Brexit”.

Entonces, ¿qué es lo que va a pasar? Hay una incertidumbre enorme y los cambios de última hora producidos en el Parlamento británico, para intentar desalojar a Theresa May, solo han incrementado el ruido y la tensión hasta no saber realmente en qué punto estamos. Estamos, por tanto, en una situación de espera y creo que estos primeros meses de 2019 van a ser fundamentales para ver qué es lo que sucede finalmente.

Está claro que a las empresas no les interesa un Brexit duro…
Absolutamente porque supondría cerrar relaciones con el Reino Unido y rehacer los cientos de acuerdo que ahora mismo están vigentes. En el caso de las empresas navarras y españolas sería especialmente dañino por los numerosos intereses que mantienen con ese mercado.

Segundo reto, ¿qué van a suponer las próximas elecciones europeas?
La desconexión entre ciertas capas de la población y sus líderes ha motivado la irrupción de corrientes populistas de izquierda y derecha en el Viejo Continente que representan un panorama con el que habrá que lidiar, tal y como ya viene sucediendo a escala más local en países como Polonia, Hungría o Italia.

“España tiene la oportunidad de situarse como un estado miembro con cierta capacidad de decisión en temas claves de la UE”.

Es decir, que estamos en un momento en Europa en el que vamos a tener que entendernos con partidos muy nacionalistas que, quizás, no compartan del todo el proyecto común europeo. Las elecciones de mayo, por lo tanto, pueden suponer un antes y un después para Europa ya que, al mismo tiempo que serán una oportunidad para hacer las cosas bien nos va a obligar a tener los pies sobre la tierra para saber dialogar y poder llegar a acuerdos con esas nuevas formaciones políticas.

david-simon4-1-2018-4¿La solución de Europa es más Europa, entonces?
Yo, personalmente, creo que la solución de Europa es más Europa, pero teniendo en cuenta las prioridades de cada Estado miembro. Es decir, es importante que todos los miembros del club europeo sean conscientes para que exista una cierta corresponsabilidad.

Me refiero, por ejemplo, al tema de la inmigración que solo parece que afecta a países como España o Italia. Ambos, sin duda, debieran liderar una respuesta conjunta frente a esta fenómeno global pero eso solo será posible si el resto también asume la importancia de este reto.

En el caso de España, como digo, la oportunidad es absoluta para situarse a la cabeza no solo en este tema, también en innovación y en empresa, por ejemplo. Soy consciente y hay muchas corporaciones de nuestro país que estarían muy agradecidas si nuestro país liderase ciertos diálogos a muy alto nivel europeo. Tenemos la oportunidad de situarnos como un estado miembro con cierta capacidad de decisión en los temas claves de la UE.

EL FUTURO DE LA UE Y LAS EMPRESAS

Todos los pronósticos son bastante pesimistas y apuntan hacia una Europa irrelevante en un futuro más o menos aproximado, ¿por qué no se van a cumplir esos augurios?
Hay que tener pies de plomo ante los pronósticos, sobre todo ante un entorno tan cambiante. Yo sinceramente creo que Europa va a seguir siendo Europa. Tenemos que afrontar los pequeños obstáculos que buscan la desestabilización del proyecto comunitario pero mi previsión es la de una Europa cada vez más unida siempre y cuando, como he comentado antes, se reconozcan ciertas particularidades de sus estados miembros para que puedan seguir regulando en sus propios ámbitos.

david-simon4-1-2018-9Ahí es donde surge el proyecto en el que participas actualmente, Grayling TV ¿cuáles son los objetivos que buscáis con esta plataforma audiovisual?
Queremos construir un diálogo constructivo entre la empresa, el sector privado, y la administración y por eso hemos creado un nuevo canal de contenidos audiovisuales, que servirá de plataforma para que tanto sus profesionales como los portavoces de las grandes empresas españolas, así como políticos o eurodiputados puedan ofrecer su perspectiva sobre algunos de los debates más candentes de la política europea.

Por lo tanto, lo que pretendemos es dar voz a las empresas, también a las navarras porque sabemos que hay muchas compañías de nuestra región con numerosos intereses en la UE, tal y como aparece reflejado en el Registro de Transparencia del Parlamento Comunitario.

En ese sentido, dado que las próximas elecciones de mayo pueden ser un punto de inflexión en el proyecto europeo, el diálogo entre sector privado y administración y que las empresas puedan articular una estrategia puede resultar clave para que los próximos cambios regulatorios que se aprueben no afecten de manera negativa a la cuenta de resultados.

Para conocer más sobre las relaciones de Navarra y Europa… LEER AQUÍ. 


To Top