sábado, 12 junio 2021

“Es más difícil poner orden en el aula que en el tatami”

Paula Remírez, árbitra navarra de taekwondo, tiene un sueño: participar en los Juegos Olímpicos de Tokio. Mientras espera la ansiada notificación, esta ingeniera informática técnica sigue compaginando su pasión por el deporte con su trabajo en el CI Politécnico Estella y su apuesta por una formación continua. En este CapitalTest, anticipa que el futuro de la informática seguirá ligado al desarrollo de aplicaciones móviles y de tecnologías que faciliten el teletrabajo. Además, revela cómo se contagió de coronavirus en Turquía, después de que se reanudaran las competiciones.

Iñaki Ciordia
Pamplona - 31 mayo, 2021

Paula Remírez (dcha.) sueña con participar como árbitra en los Juegos Olímpicos de Tokio. (Foto: cedida por Melina Serrano)

A sus 38 años, Paula Remírez compagina su trabajo como profesora de Formación Profesional en el CI Politécnico Estella con su gran pasión por el taekwondo. Estudió Ingeniería Informática en la Universidad Pública de Navarra (UPNA) y, tras licenciarse, ha seguido formándose en la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) y la Universitat Oberta de Catalunya. La clave de su éxito, según cuenta en este CapitalTest, ha sido la constancia. Gracias a esta virtud, hoy es árbitra internacional y campeona de España de poomsae, una combinación de movimientos de ataque y defensa que se integran dentro de este arte marcial de origen coreano.

1. Trabaja como profesora de Informática de FP en el CI Politécnico Estella ¿Dónde es más difícil poner orden: en el aula o en el tatami?
En el aula, sin duda.

2. ¿Qué le dicen sus alumnos cuando aparece en las noticias?
Muchos ni saben que soy árbitra de taekwondo. Algunos de ellos se han enterado cuando me han visto hacer una tutoría online desde algún país al que he viajado para asistir a campeonatos.

3. ¿Qué le gustó de la carrera de Informática en un primer momento?
Hace años, mi padre y mi primo desarrollaron unos marcadores electrónicos para el taekwondo en mi casa y luego los promocionaron por Europa. Me di cuenta de que yo también quería hacer eso y me animé a estudiar Informática. Mis inicios están ligados tanto al taekwondo como a la Informática.

“Hace años, mi padre y mi primo desarrollaron unos marcadores electrónicos para el taekwondo en mi casa y luego los promocionaron por Europa”.

4. ¿Por dónde pasa el futuro de esta rama?
Ahora mismo, por las aplicaciones móviles y los sistemas de videoconferencias a tiempo real para poder teletrabajar o hacer otras operaciones a distancia. Ahí está el futuro.

5. Es ingeniera técnica informática por la UPNA. ¿Siempre tuvo claro qué quería estudiar?
Mi madre suele recordarme que yo en un momento quise estudiar Biología, pero sí yo sí que tenía muy claro que quería hacer Informática.

6. No ha dejado de formarse desde entonces y también ha estudiado en la UNED y en la Universitat Oberta de Catalunya. ¿Le ha resultado difícil compaginarlo con el deporte?
Siempre he sabido organizarme bastante bien para el tema de los estudios, los entrenamientos y las competiciones. Al final, en el deporte tienes que ser muy disciplinado. Me ha gustado mucho formarme en todo lo que he podido, no sólo en la Informática. También soy técnico de emergencias sanitarias. El deporte nunca ha sido un inconveniente, sino que, al contrario, me ha ayudado a concentrarme.

7. ¿Recibe formación específica para su puesto de árbitra?
Sí, la Federación Mundial de Taekwondo está ofreciendo formación en todos los niveles para atletas, entrenadores (coaches) y árbitros. Yo he tenido la oportunidad de formarme como delegado técnico. A nivel nacional me he formado como entrenador y árbitra nacional. Si algo te gusta y quieres evolucionar, tienes que formarte.

“También soy técnico de emergencias sanitarias. El deporte nunca ha sido un inconveniente, sino que, al contrario, me ha ayudado a concentrarme”.

 8. ¿Es difícil impartir justicia en el deporte?
En el Taekwondo no es difícil, porque viene de las artes marciales y tiene una serie de principios basados en el respeto y la disciplina.

9. ¿Qué ha aprendido del deporte con el paso del tiempo?
Muchas cosas. El taekwondo, al final, es un estilo de vida. La evolución la vas viendo en los cinturones. Las clases se hacen de manera conjunta: todo el mundo trabaja por igual y no se diferencia entre una persona que lleva entrenando mucho tiempo y otra que es nueva en el deporte. La filosofía marcial es muy aplicable a la vida diaria.

10. Para convertirse en árbitro de taekwondo nacional, es necesario haber sido antes deportista. ¿Debería ser así en otras disciplinas?
Me parece un buen sistema porque creas una cantera de árbitros que conocen cómo es tu deporte y es una forma de no desvincularte de él. En los años de universidad, hay deportistas que no encajan en las competiciones y ahí aparecen las diferencias entre los que son muy buenos y siguen y los que se quedan por el camino. Necesitas ser cinturón negro para ser árbitro en España. Sí que estaría bien que fuese así en otros deportes.

11. ¿Cuándo sabrá si va a Tokio? ¿Cómo está viviendo esta espera?
Todavía no lo sé. Espero que en breve nos digan algo. El problema ha sido añadir un año más. Tenemos unos campeonatos evaluables que yo terminé en marzo, pero faltaban compañeros por terminar su evaluación y hace unos días ya la finalizaron. Es mucha incertidumbre al unir un año y medio de pandemia, aunque estoy tranquila con lo que hice.

“Necesitas ser cinturón negro para ser árbitro en España. Estaría bien que fuese así en otros deportes”.

12. ¿Cómo se imagina estos Juegos Olímpicos?
Serán diferentes, seguro. Ya el hecho de ser en Japón aporta algo distinto. La pandemia va a marcar más esa diferencia. En los medios de comunicación se verá la posición de enfrentamiento entre partidarios y detractores de la celebración de los Juegos, pero no creo que influya en los deportistas.

13. ¿Cómo ha afectado este escenario de pandemia a su deporte?
Hasta marzo de este año no hubo nada. Desde ese mes se celebró un open en Bulgaria y otro en Turquía, al que acudí. Había muchísimas normas de seguridad y la organización fue perfecta, aunque yo tuve mala suerte y me contagie de coronavirus allá. Tuve que quedarme allí aislada, pero la Federación Turca lo había contemplado todo. Fuimos unos cuantos los que dimos positivo y al final fue todo muy bien. No tuvimos ninguna queja.

14. Lo más difícil de arbitrar…
Creo que lo más difícil es intentar ser imparcial. Al final, yo salgo a la pista y tengo a rojo y a azul. No sé si está peleando Tailandia contra China o Corea contra Brasil. Si personalizas a los competidores puedes caer en “este es muy bueno y tiene que ganar a este otro”.

15. ¿Qué tiene usted que no tengan otros compañeros suyos para llegar tan lejos?
Todos podemos tener ciertas cualidades, aunque en mi caso diría que es la constancia. Este es un camino muy largo, con muchos baches. Igual un día estás enferma y no puedes ir a una competición o no puedes asistir a un curso por motivos laborales, pero yo siempre he sido constante.

16. ¿Qué nivel tenemos en el taekwondo navarro?
Muy bueno. En arbitraje hay un gran nivel y hacemos cursos de reciclaje cada cierto tiempo. Lo mismo puedo decir de los competidores. Hay algunos jóvenes que, a pesar de que están empezando, ya tienen muy buen rendimiento. Los cadetes y júniores consiguieron superbuenos resultados en el último Campeonato de España. Los séniores no han tenido tanta suerte, pero están con muy buenas sensaciones y cumpliendo sus objetivos.

“En arbitraje hay un gran nivel y hacemos cursos de reciclaje cada cierto tiempo. Lo mismo puedo decir de los competidores”.

17. ¿Qué ha aprendido de sus viajes a otros países?
Muchísimas cosas que te abren la mente. Aquí, en lo que respecta al taekwondo, igual somos muy tradicionales. En un entrenamiento oficial, por ejemplo, tenemos que ir siempre con el dobok (traje de taekwondo). En cambio, cuando sales fuera no le dan tanta importancia y te animan a ponerte ropa deportiva o algo cómodo para los entrenamientos. Es otro punto de vista. Al final, ves culturas diferentes y haces amistades de todo el mundo.

18. Usted lanzó el chupinazo de 2017 como voluntaria de DYA Navarra. ¿A qué es comparable esa sensación?
A ir a los Juegos Olímpicos.

19. Seguidora de Osasuna y comentarista en la radio ¿Cómo valora esta temporada del conjunto rojillo?
Al principio fue dura para todos, pero luego el equipo empezó a coger confianza y logró el objetivo. Te diría que ha sido una carrera de fondo.

20. ¿De dónde le viene su interés por el voluntariado?
Desde muy pequeña me metí en un grupo scout y ahí había muchos monitores que eran voluntarios de DYA Navarra. Me picó el gusanillo y fue una manera de satisfacer mi interés por el tema sanitario, que me atraía mucho.

Entra aquí para leer más noticias de Capital Sport.

Archivado en:

Taekwondo · Paula Remirez · poomsae · dobok ·


To Top