viernes, 22 octubre 2021

Grupo IAN implanta un cuarto turno en Villafranca, que genera 26 empleos

Así mismo, la empresa ribera prevé invertir 6,6 millones de euros en sus distintas plantas, según confirma a NavarraCapital.es su directora de Marketing, Susana Fernández. A pesar de la pandemia, ha detectado nuevas oportunidades "al margen del mercado de la hostelería". Por ejemplo, la sección de platos preparados aumentó el año pasado la facturación y la producción en un 11,7 % y un 12,6 % respectivamente. Y, además, la firma presta servicio a los profesionales del Ejército y las fuerzas especiales.

Irene Guerrero | Cristina Mogna
Pamplona - 5 marzo, 2021

La firma, cuya sede central está en Villafranca, prevé invertir 6,6 millones en sus distintas delegaciones. (Foto: cedida)

La industria agroalimentaria de Navarra no deja de dar buenas noticias. En las últimas semanas, NavarraCapital.es adelantó que Conservas Medrano había adquirido 4.000 m2 para aumentar el tamaño de sus almacenes y que Gvtarra-Grupo Riberebro implantaría el tercer turno ante el aumento de la demanda de sus productos.

Ahora, Susana Fernández, directora de Marketing del Grupo IAN, confirma a este medio una noticia de calado: la empresa ribera, tras haber implantado el tercer turno en las fábricas de la Noreña (Asturias) y Villafranca en los albores de la pandemia, acaba de implementar un cuarto en esta última sede. Una medida que ha generado veintiséis nuevos puestos de trabajo, “debido a crecimientos y en previsión de nuevas demandas”. Adicionalmente, la compañía navarra prevé invertir 6,6 millones de euros en sus plantas (cuenta con instalaciones en la propia Villafranca, Funes, Guipúzcoa, Cáceres, Asturias, China y Namibia).

La expansión de esta empresa tiene su explicación en una paradoja frecuente dentro del sector agroalimentario desde la irrupción del Covid-19. Como consecuencia de las continuas restricciones a las que se ha visto sujeta la hostelería, el volumen de ingresos del Grupo IAN en el canal Horeca se redujo “aproximadamente” en un 43 %. “Aún hoy en día, y a pesar del inicio de la vacunación, el sector está haciendo frente a un panorama de incertidumbre que, confiamos, mejore durante los próximos meses”, apunta Fernández. Sus exportaciones, de igual modo, se vieron “especialmente resentidas” por la clausura de fronteras y por el cierre generalizado de bares y restaurantes a nivel global.

OPORTUNIDADES INESPERADAS

Dentro de este escenario tan complejo, sin embargo, la firma ha detectado distintas oportunidades “al margen del mercado habitual de la hostelería”. Por ejemplo, presta servicio a los profesionales del Ejército y las fuerzas especiales, “que han demandado este tipo de productos”. Además, el grupo está viviendo “de primera mano” el auge de los platos preparados, cuyo consumo se ha intensificado tras la irrupción de la pandemia (+8,7 % en los lineales españoles). Y, antes de la declaración del primer estado de alarma, Fernández percibió un “primer momento de acopio entre los consumidores, que impulsó notablemente las ventas”.

El aumento de la demanda de platos ya elaborados se estabilizó después durante el primer confinamiento, ya que “la gente se animó más a cocinar en casa”. No obstante, volvió a subir con el inicio de la ‘nueva normalidad’, tras “la progresiva incorporación a los puestos de trabajo por parte de la población, la instauración del teletrabajo y la falta de tiempo para cocinar”. En este sentido, la directora de Marketing de la firma apunta que las distintas medidas puestas en marcha para frenar la curva de contagios, como el cierre de comedores y otros locales, provocaron que “un mayor número personas tuviera que llevar comida al trabajo” y se decantara por estas alternativas.

Así, la sección de platos preparados de la compañía navarra, entre las que destaca Platos Listos Carretilla, constató un aumento en su facturación del 11,7 % en 2020, registrando asimismo un incremento en el volumen de producción del 12,6 %. Todo esto les ha impulsado a seguir apostando por esta línea de productos. Prueba de ello son las cuatro nuevas referencias que presentaron al mercado durante este mes: ragout de ternera al oporto con patatas parisinas, pechuga de pollo braseada con patatas y salsa de queso, solomillo de cerdo con patatas y salsa de oporto y macarrones con chorizo.

Una estrategia que ha ido acompañada, al mismo tiempo, de una intensa labor social en estos tiempos de crisis. En concreto, la empresa ha realizado donaciones de alimentos listos para consumir a hospitales, residencias de ancianos, bancos de alimentos y distintas ONG.

Entra aquí para leer más sobre el sector agroalimentario de Navarra.


To Top