miércoles, 26 junio 2019

Laboral Kutxa cierra 2018 con 133,7 M€ de beneficio y una rentabilidad del 7,97%

Pese a que sus gestores anuncian una apuesta decidida por el Open Banking a través del proyecto 'Zabaltek' también señalan que buscarán preservar su tradicional modelo de relación de cercanía con el cliente.

Redacción
San Sebastián-Donostia - 6 abril, 2019

Vista panorámica de la Asamblea General de Laboral Kutxa celebrada hoy en San Sebastián-Donostia

Vista panorámica de la Asamblea General de Laboral Kutxa celebrada hoy en San Sebastián-Donostia

La Asamblea General de Laboral Kutxa, celebrada en el Palacio Kursaal de San Sebatián-Donostia, ha aprobado este mediodía el cierre de ejercicio de una entidad financiera que el pasado año obtuvo 133,7 millones de euros de beneficio y una rentabilidad del 7,97%. A la vista de estos números, su presidente, Txomin García, ha destacado el mérito que ha supuesto su consecución “en un entorno de máxima exigencia”, ha recordado.

Asimismo, como máximo responsable de la cooperativa de crédito vasca, con amplia presencia en el territorio de la Comunidad foral, ha indicado algunas de las líneas estratégicas que seguirá la compañía. Entre otras, una apuesta decidida por el Open Banking a través del proyecto Zabaltzek “que transformará nuestra arquitectura tecnológica”, ha completado el director general, Xabier Egibar. Un movimiento que, sin embargo, será parejo a la intención de la firma por preservar “nuestro tradicional modelo de relación y cercanía con el cliente”, en palabras de García.

Presidente Txomin García_ atril

Txomin García, presidente de Laboral Kutxa, en un momento de su intervención

El presidente de Laboral Kutxa, igualmente, ha descrito las dificultades a las que se enfrenta el sector financiero “por unos tipos de interés muy bajos”. Los buenos resultados obtenidos por su entidad, por lo tanto, han sido fruto de una intensa actividad comercial a través de nuevos créditos. De esta manera, las hipotecas se han incrementado en un 18,7%; los concedidos a PYMES y a pequeños negocios y autónomos un 18,8 y un 14,5%, respectivamente. 

UN 2019 COMPLEJO

También han aumentado los recursos gestionados de clientes (+3,9%) lo que ha permitido a Laboral Kutxa volver a situarse como líder en solvencia (18,76%) compuesta en su totalidad por recursos propios de primera calidad (CET1) que se han visto acompañados, además, de una “cómoda posición de liquidez estructural” que ha llevado a que la relación entre créditos y depósitos se haya situado en el 75,75%.

En Laboral Kutxa prevén un 2019 marcado por un contexto macroeconómico complejo y no exento de intertidumbres donde se confirmará el proceso de desaceleración europeo y mundial

Finalmente, destaca la fortaleza alcanzada por la cooperativa de crédito en materia de morosidad con una nueva caída de este ratio que lo sitúa en el 4,51% frente al 5,8% de media que registra el resto del sector. A partir de ahí, los gestores de la entidad prevén un 2019 marcado por un contexto macroeconómico complejo y no exento de intertidumbres donde previsiblemente se confirmará el proceso de desaceleración que empieza a percibirse de un tiempo a esta parte en la zona Euro y el resto del mundo.

En eso contexto, aparte de las apuestas antes mencionadas, Laboral Kutxa incidirá en la búsqueda de mayor rentabilidad, el control de la morosidad y, en el ámbito puramente comercial: la diversificación de los saldos de pasivo, el incremento de los niveles de concesión de crédito y el negocio de seguros.

Para saber más sobre Laboral Kutxa… LEER AQUÍ


To Top