Las arcas públicas tiemblan

miércoles, 15 julio 2020

Las arcas públicas tiemblan

Elma Saiz espera una notable caída de los ingresos tributarios regionales, que cifra en 818,8 millones de euros con respecto a las previsiones recogidas en los Presupuestos Generales de Navarra. Es decir, un desplome del 20,2 %. Y el Ayuntamiento de Pamplona confirma que, en su caso, esa bajada de los ingresos será de 6,7 millones solo hasta junio.

Redacción
Pamplona - 12 mayo, 2020

Elma Saiz, durante una comparecencia reciente en el Parlamento foral. (Foto: cedida)

La consejera de Economía y Hacienda del Gobierno de Navarra, Elma Saiz, dibujó un preocupante escenario para las arcas públicas durante su comparecencia de este martes en comisión parlamentaria. El motivo: las previsiones que maneja su departamento apuntan a que los ingresos tributarios caerán un 20,2 % respecto a las cifras contempladas en los Presupuestos Generales de Navarra de 2020. Es decir, que Hacienda Foral de Navarra recaudará 818,8 millones de euros menos de lo previsto.

Tres son los motivos que subyacen detrás de este desplome de los ingresos: la ampliación de algunos plazos para pagar impuestos, los aplazamientos especiales de deudas que muchas empresas van a solicitar y la caída de la recaudación provocada por el parón de la actividad empresarial y del consumo.

Elma Saiz recordó que una subida de impuestos “no siempre tiene como consecuencia un aumento de recaudación, ya que puede suceder lo contrario”.

Así, una de las soluciones para combatir esa bajada tan notable pasa, según ella, por luchar con especial ahínco contra el fraude fiscal y potenciar tanto la I+D+i como los sectores estratégicos. Y, en este sentido, volvió a incidir en la misma idea que ya lanzó hace una semana en el último pleno del Parlamento foral: por el momento, no baraja una subida de impuestos.

“Los efectos que los cambios fiscales puedan ocasionar, tanto directos como indirectos, positivos y negativos, deben analizarse muy bien”, recalcó para añadir acto seguido que una subida de impuestos “no siempre tiene como consecuencia un aumento de recaudación, ya que puede suceder lo contrario”.

EL DESPLOME DEL PIB

Por el momento, la caída del PIB fue del 2,8 % en el primer trimestre respecto al mismo período de 2019 y de un 4,1 % si la comparación se realiza con el trimestre anterior. En el conjunto del año, su equipo trabaja ya con predicciones que apuntan a un impacto de entre el 6,4 y el 9 %.

La buena noticia, según ella, es que Navarra cuenta con algunos elementos estructurales que podrían marcar “un diferencial respecto a otras regiones” de España. “El sistema productivo de la Comunidad foral, con menos dependencia del turismo y la hostelería que otras comunidades; el elevado peso del sector industrial; un mercado laboral fuerte; y un mayor nivel de riqueza de la población podrían mitigar las consecuencias económicas y sociales de esta pandemia y contribuir a una recuperación más rápida”, auguró.

El Ejecutivo foral ya ha emitido deuda pública a largo plazo por valor de 225 millones de euros, “75 de ellos en bonos sostenibles”, y ha cerrado operaciones “a corto” por otros 962,5 millones.

Ante esta tesitura, el Gobierno de Navarra intentará “aprovisionarse de todos los fondos posibles” a los que pueda acceder para hacer frente a los efectos del Covid-19: estatales (este jueves tendrá lugar una reunión con el Ministerio de Hacienda para analizar qué importe recibiría Navarra del fondo de 16.000 millones anunciado por Pedro Sánchez para las autonomías), europeos… “Siempre, lógicamente, en el marco del Convenio Económico y defendiendo nuestro autogobierno”, añadió la consejera.

Pero, al mismo tiempo, detalló que el Ejecutivo foral ya ha emitido deuda pública a largo plazo por valor de 225 millones de euros, “75 de ellos en bonos sostenibles”, y ha cerrado operaciones “a corto” por otros 962,5 millones. Unas cifras que, en principio, aumentarán en los próximos meses.

Y apenas un día después de que la CEN, UGT y CCOO insistieran por tercera vez en la necesidad de convocar el Consejo de Diálogo Social para estudiar las medidas que incluirá el futuro plan de reactivación económica regional, Saiz anunció la intención del Gobierno de convocar el Consejo Económico y Social para el próximo 27 de mayo.

EL CASO DE PAMPLONA

La caída de los ingresos también afecta al Ayuntamiento de Pamplona. El pasado día 7, el alcalde de la capital navarra, Enrique Maya, auguró una bajada de unos 6 millones de euros hasta junio. Y este martes, la concejala delegada de Servicios Generales, María Echávarri, aún fue más precisa durante la Comisión de Presidencia, al indicar que las previsiones municipales apuntan a una disminución de 6,7 millones (unos 2,5 millones al mes) y a un incremento de 2,2 millones en el gasto anual.

Los ingresos caen en Pamplona a razón de 2,5 millones al mes, mientras se prevé una subida del gasto de 2,2 millones en 2020.

Echávarri desglosó que dichas cifras se deben principalmente a dos medidas: el aplazamiento de impuestos aprobado al comienzo de la pandemia, que ha dado liquidez a empresas y familias por valor de 30 millones de euros, y la puesta en marcha del I Plan de Medidas Covid-19, cuyo importe total asciende a 5,1 millones.

Además, recordó que el cierre del ejercicio 2019 se saldó con unos ingresos de 215,9 millones, unos gastos de 204,3 y un superávit de 11,6. De modo que la Comisión de Presidencia aprobó una declaración para que las entidades locales puedan destinar ese superávit a cubrir necesidades extraordinarias enmarcadas dentro de la actual crisis y se revisen los límites establecidos de gasto y estabilidad presupuestaria.

Entra aquí para leer más sobre el coronavirus en Navarra.


To Top