sábado, 20 abril 2024

Los restaurantes navarros que más triunfan con sus migas de pastor

"Un plato humilde, sencillo, contundente, económico y exquisito", así se define este clásico manjar de la gastronomía española. Aunque es más común en otras comunidades, en Navarra también se puede degustar en numerosos establecimientos. En este artículo, te presentamos cinco rincones culinarios que destacan por este plato tradicional.


Pamplona - 8 marzo, 2024 - 19:36

Cinco restaurantes de la Comunidad foral que destacan por su plato de migas de pastor. (Foto: cedida)

Tal y como indica su nombre, se trata de un plato humilde de la gastronomía española que deleita los paladares de sus comensales. Surge en el mundo rural, ya que tras largas jornadas de trabajo, había que recargar fuerzas aprovechando cada resto de comida que hubiera en el hogar. Y de esta manera nace este plato contundente elaborado a base de migas de pan de varios días, diferentes carnes o embutidos, ajo y, como toque final y opcional, un huevo frito.

Suena apetecible, ¿verdad? Aunque se trata de una receta típica de otras comunidades autónomas como Castilla y León, Extremadura o Andalucía, se pueden encontrar en bares de todo el país. Y, cómo no, también aquí en Navarra. Gracias a las reseñas gastronómicas de cientos de usuarios, hemos dado con los establecimientos de la Comunidad foral que triunfan, entre otros aspectos, por sus migas de pan o de pastor.

Comenzamos por Mesón Las Torres en Ujué. Parada obligatoria para los amantes de este sencillo manjar. Se trata de un negocio familiar que inició su actividad en el año 1967 cuando Don Hipólito Ibáñez abandonó su actividad pastoril y junto con su esposa Juli Valencia fundaron el primer restaurante de la localidad. Su plato estrella, sin duda, son las migas de pastor. Esta receta, que comenzó a realizarla Hipólito y fue mejorada por Juli, ha sido trasladada a sus hijos, quienes hoy en día siguen preparándola, respetando el legado de sus progenitores. Tal es la fama que le precede que incluso son consideradas por muchos como «las mejores migas de pastor del mundo» y han alcanzado difusión internacional.

En pleno Pirineo navarro, la Venta de Juan Pito en el puerto de Belagua también ofrece este delicioso plato a sus visitantes, mayormente montañeros, que tras largas caminatas reposan en esta acogedora venta y necesitan buen alimento para afrontar la siguiente ruta o darse un merecido festín. El lugar suele estar muy concurrido y aunque suele tocar esperar un poquito, sus clientes afirman que merece la pena: «Sus migas son muy ricas. Comida casera, abundante y a buen precio con vistas inigualables al Pirineo».

En otro punto del Pirineo navarro, en Burguete, el Asador Aritza también ofrece a los visitantes de la zona este plato clásico de la cultura pastoril. A tan solo 2,5 kilómetros de Roncesvalles, elegir este establecimiento puede ir acompañado de un paseo perfecto para abrir el apetito desde la localidad vecina y terminar con unas migas de pastor, realizadas de forma tradicional, que tal y como indican sus visitantes es un «acierto seguro».

Asimismo, en un lugar «escondido» de la Sierra de Andía encontramos la quesería Aldaia y Borda Zaborrate, un lugar con encanto donde comenzar probando uno de sus quesos, después dar un paseo por los bosques y rasos que nos ofrece el entorno. Y una vez finalizado, terminar en la borda comiendo un menú de pastor (ensalada + migas + oveja + cuajada).

Y no podíamos despedir el listado sin pasar por la Ribera Navarra, en Tudela, en el restaurante Mesón Julián, tal y como podemos leer entre varios comentarios, prepara unas «excelentes migas que destacan» entre otros platos. Se trata de un negocio familiar, ubicado detrás del mercado de abastos de Tudela, a 100 metros de la plaza nueva y de la catedral; en pleno casco histórico de la capital ribera.


To Top