jueves, 6 mayo 2021

CaixaBank obtuvo 1.381 millones de beneficio en 2020

El presidente Jordi Gual y el CEO Gonzalo Gortázar presentaron la cuenta de resultados del banco, que refleja un beneficio atribuido de 1.381 millones, un 19 % menos al año anterior. Destaca el aumento de su volumen de negocio, con un crecimiento del 7,8 % (47.640 millones).

Redacción
Pamplona - 29 enero, 2021

Gual y Gortázar presentaron los resultados del banco. (Foto: cedida)

El Grupo CaixaBank, presidido por Jordi Gual y dirigido por Gonzalo Gortázar, obtuvo en 2020 un beneficio atribuido de 1.381 millones de euros, un 19 % menos respecto al ejercicio 2019, después de realizar en el año una provisión extraordinaria de 1.252 millones de euros y anticiparse así a impactos futuros por los efectos económicos del Covid-19. Según informó la entidad financiera, esta previsión, “establecida con un enfoque prudente dado el contexto actual”, se incrementó en 91 millones en el cuarto trimestre (1.161 millones de euros a cierre de septiembre), manteniendo la misma ponderación que en el cierre del trimestre anterior de escenarios macroeconómicos actualizados.

Pese a la complejidad del entorno, CaixaBank mantuvo un elevado ritmo comercial y de actividad recurrente, con una “mejora generalizada” de las cuotas de mercado y un crecimiento de la vinculación de clientes. Esta vinculación aumentó en 2,2 % en el año, hasta el 64,3 % sobre el total de clientes.

En 2020, la entidad concedió 184.814 préstamos por 12.640 millones de euros, importe del cual un 76 % fue desembolsado a autónomos y pymes.

Además, los ingresos core se mantuvieron estables en el año (8.310 millones de euros, un 0,1 % menos que en 2019), y aumentaron un 2,8 % en relación con el tercer trimestre, “a pesar de la dificultad asociada al contexto económico actual”. Por otro lado, los gastos de administración y amortización recurrentes se redujeron un 4 % tras la gestión de la base de costes.  

Por otro lado, CaixaBank cerró 2020 con el volumen de negocio “más alto” de su historia: 659.332 millones de euros, con un crecimiento en el año del 7,8 % (47.640 millones). En este sentido, el crédito a la clientela bruto alcanzó los 243.924 millones de euros, con un crecimiento del 7,3 % en el  año (16.518 millones) como consecuencia esencialmente del aumento del crédito a empresas (16,6 %) y al sector público (43,2 %).  Y los recursos de clientes ascendieron también a 415.408 millones de euros a 31 de diciembre de 2020 (8,1 % en el año, 31.122 millones, y 2,7% en el trimestre), impulsados por el fuerte crecimiento de los depósitos a la vista (16,2% y 3,2% en el año y en el trimestre respectivamente), en un contexto en el que “las familias y las empresas han gestionado sus necesidades de liquidez”.  

Durante 2020, la entidad aprobó un total de 388.641 solicitudes de moratoria de sus clientes en España, con un importante descenso en el segundo semestre. Las moratorias afectan a una cartera de 11.097 millones de euros, un 5 % del total de la cartera de crédito de CaixaBank. El 98 % de las moratorias de crédito concedidas por el banco están al corriente de pago a cierre de 2020. Las moratorias de crédito al consumo vencieron, en su gran mayoría, durante el último trimestre.  

CaixaBank activó un paquete de medidas para “paliar los efectos de la crisis sanitaria”, que incluyó el anticipo de prestaciones por desempleo, la condonación del alquiler de las viviendas y colaboraciones con la Fundación “la Caixa”.

Asimismo, desde el inicio del estado de alarma, CaixaBank aprobó una financiación al sector empresarial por 83.700 millones de euros, al margen de las líneas ICO, para “paliar los efectos económicos de la pandemia en el tejido productivo”. Además, desde el inicio de la comercialización de las líneas ICO Covid-19, CaixaBank ha concedido 184.814 préstamos por 12.640 millones de euros. El  76 % del importe desembolsado corresponde a autónomos y pymes. En esta línea, MicroBank concedió 26.854 préstamos por valor de 349,7 millones, destinados a paliar los efectos económicos de la pandemia.  

Desde que comenzó la crisis sanitaria, bajo el lema #ContigoMásQueNunca, CaixaBank activó un amplio paquete de medidas con el objetivo de “atenuar los efectos económicos y sociales y, de esta forma, dar respuesta a las necesidades de los colectivos más afectados”. Algunos ejemplos son el anticipo de las prestaciones de desempleo y de suspensión temporal de empleo a 3,6 millones de personas; la condonación del alquiler de las viviendas de su propiedad a 4.800 familias; y la colaboración con la Fundación “la Caixa” a través del programa de voluntariado del banco o las actividades de su departamento de Acción Social.

Entra aquí para leer más sobre empresa.


To Top