lunes, 30 noviembre 2020

El ‘city break’ espolea la ocupación hotelera en Pamplona

La capital navarra gana enteros entre los adeptos a las escapadas de tres a cinco días y como destino para congresos y eventos. Para igualar los precios en el futuro con respecto a los de otras ciudades que son competidoras, el camino debería pasar por ofrecer "mejores servicios y más calidad".

Irene Iriarte
Pamplona - 30 septiembre, 2019

Pamplona, según apunta el director del Hotel Tres Reyes, es una ciudad amable para el visitante. (Fotos: Víctor Rodrigo)

Con tres millones de metros cuadrados de parques y jardines, Pamplona ofrece un entorno muy acogedor, que la convierte en una de las ciudades con más zonas verdes de Europa. Ese es uno de los muchos atractivos de la capital navarra que más está ayudando a incentivar el turismo y a incrementar la ocupación hotelera. De cara al futuro, “el objetivo es dar mejores servicios y más calidad”, coinciden en señalar algunos de los principales responsables del sector turístico y hotelero: Jorge Fernández, secretario general de la Asociación de Hoteles de Pamplona; Juanchi Patus, presidente de la Asociación Navarra de Agencias de Viaje; Víctor Sánchez, director del Hotel Tres Reyes; y Sara Martínez, directora del Hotel Pamplona El Toro.

Poco a poco, la capital navarra va ganando terreno frente a otras urbes con más tradición turística como, por ejemplo, San Sebastián. Tal y como comenta Fernández, la saturación que afecta a muchos destinos de gran renombre está llevando a miles de personas a buscar lugares más tranquilos para sus ‘city breaks‘, viajes de tres a cinco días en los que disfrutar de los encantos de una ciudad. Y la oferta turística de Pamplona encaja a la perfección en ese concepto de escapada.

Muchos turistas visitan Pamplona para pequeñas escapadas de entre tres y cinco días.

Muchos turistas visitan Pamplona para pequeñas escapadas de entre tres y cinco días.

Ese es uno de los motivos que explica por qué en el primer trimestre de 2019, los precios subieron en torno a un punto y la ocupación llegó a aumentar hasta un 5 % en marzo, según los datos de la asociación hotelera. Pero también hay otros, como el hecho de que Pamplona se esté posicionando como un buen destino para albergar congresos y eventos, gracias a sus infraestructuras. Algunas como el Navarra Arena están ayudando a que, “poco a poco”, la ciudad vaya cobrando más protagonismo, hasta el punto de que “mayo fue uno de los mejores meses de los últimos diez años”, y agosto fue “espectacular”.

Juanchi Patus: “El objetivo es hacer de Pamplona un destino atractivo fuera de la estacionalidad”.

Por eso, Juanchi Patus destaca que el objetivo es hacer de Pamplona “un destino atractivo fuera de la estacionalidad” para que todo el año se pueda trabajar con una media buena a través de eventos, congresos, actividades especiales, etc.

El último informe ‘Hotel Price Radar’, elaborado por el proveedor global de soluciones hoteleras HRS, recoge los precios por noche de los hoteles reservados a través de su portal durante el segundo trimestre del presente año. La capital navarra ya aparece como décimo destino más seleccionado. Pero, al mismo tiempo, el informe señala que mientras el precio medio por pernoctación en España ha subido un 11,6 % con respecto al mismo trimestre de 2018, situándose en 125 euros, en Pamplona ha bajado tres euros, pasando de 78 a 75.

Patus afirma que estos datos no le preocupan, que “el precio baja dependiendo de la ocupación y la capacidad que tenga la ciudad hotelera” y siempre “se puede ir situándola en un precio medio adaptado a lo que se vende”. Y vuelve a recalcar: “No hay que olvidar que Pamplona y Navarra es un destino de interior que está creciendo muchísimo”, gracias a que el turismo “está cambiando”. Porque hasta ahora, según él, “los viajes de playa y los vacacionales eran lo único que se vendía”. 

Víctor Sánchez: “Pamplona es una ciudad amable, cercana, fácil de recorrer, limpia, verde y con buena gastronomía”.

En la misma línea que Fernández, el director del Hotel Tres Reyes explica que el “aumento de la demanda registrado en los últimos diez años” se debe en gran medida al auge del ‘city break’, que cuenta con legiones de seguidores partidarios de distribuir sus vacaciones a lo largo de todo el año.

“Pamplona es una ciudad amable, cercana, fácil de recorrer, limpia, verde y con buena gastronomía”. Todos esos factores, analiza, son los “más valorados por los clientes”. 

En este sentido, la directora del Hotel Pamplona El Toro coincide con sus colegas en que la ciudad se ha visto “positivamente afectada” tanto por la “consolidación de eventos” como por haberse convertido en un destino muy apetecible más allá de los Sanfermines. Y está convencida de que la tendencia de los precios no es “más bajista que en otras capitales de provincia similares”.

Eso sí, la media quizás sea inferior con respecto a algunas ciudades “con un turismo más consolidado”, apostilla Patús. Para el presidente de la Asociación Navarra de Agencias de Viaje, esa media tal vez se pueda subir en el futuro “para igualar” a sus competidoras. Pero el camino para ese incremento debería pasar por “dar más servicios y más calidad”.

Entra aquí para saber más sobre el sector turístico navarro. 


To Top