'La cita' que no pudo ser

martes, 11 agosto 2020

‘La cita’ que no pudo ser

Una historia de amor que comenzó hace 25 años en sanfermines, una cita truncada por el coronavirus... La obra de la tinerfeña Elena Bethencourt ha sido la ganadora del XII Certamen Internacional de Microrrelatos de San Fermín, patrocinado por Laboral Kutxa, y elegida entre 413 obras procedentes de 18 países. El dolor de una promesa que no se ha podido cumplir por culpa de esta pandemia centra este relato, que pone toda su esperanza en las fiestas del año que viene.

Cristina Catalán
Pamplona - 11 julio, 2020

La cancelación de las fiestas de San Fermín ha impedido que dos jóvenes se volvieran a encontrar 25 años después de prometerlo.

Fue un amor de quinceañeros. Entre el ruido, la muchedumbre, la fiesta y el frenesí sanferminero, surgió la pasión, el deseo y la efervescencia adolescente. Dos jóvenes que se hicieron una promesa: volver a verse en las fiestas de San Fermín cuando cumplieran los 40 años si ninguno de ellos estaba casado en ese momento. Y justo este año, este 2020 de pandemia y coronavirus (¡qué casualidad!), ha truncado esas esperanzas. No hay fiestas. No hay cita. Una promesa que no se ha podido cumplir.

Uno lee con el corazón encogido “La cita”, de Elena Bethencourt, que ha conseguido el primer premio en el XII Certamen Internacional de Microrrelatos de San Fermín. Angustia e impotencia se reflejan en cada una de las palabras de la autora, que reflejan cómo le marcó aquel amor a esa joven, cómo quedó marcado en su corazón año tras año, y cómo ahora, 25 años después, sigue recordando aquel beso que se dieron en las puertas de la Iglesia de San Lorenzo, y de aquella promesa, que ella vuelve a jurar que cumplirá.

Quién sabe si aquel joven rehizo su vida y quizá no recuerde la promesa… Quién sabe si este 7 de julio le esperó a las puertas de San Lorenzo… pero puede que gracias a este premio, esta carta haya llegado a oídos de aquel chaval y haya vuelto a recordar aquellos momentos vividos con Elena… y ¿por qué no? quizá haya marcado en rojo la cita en el calendario de los Sanfermines 2021.

“La cita” ha sido la favorita del jurado de entre las 413 obras presentadas en esta edición, procedentes de 18 países distintos. Los microrrelatos sanfermineros de esta edición no han podido menos “que pegarse a la realidad y hablar de la epidemia, de los no-sanfermines, de la nostalgia por las fiestas del pasado, pero también de la esperanza de las fiestas que están por venir”, tal y como señalan los miembros del jurado compuesto por la escritora Idoia Saralegui, por el escritor Miguel Izu, y por el director de zona en Navarra de Laboral Kutxa, Eduardo Elizalde. Representante de la entidad patrocinadora del certamen que añora con nostalgia los cánticos del encierro, “el calor que uno pasa para que le sirvan el sorbete del Gazteluleku”, las lágrimas derramadas al escuchar la jota al santo, las croquetas del aperitivo o el tendido de sol. Recuerda que este año “toca contención y disciplina” y, aunque no haya sanfermines, “los relatos de este concurso emocionan más que nunca porque nos hablan de lo que fuimos y en algún momento no valoramos lo suficiente”.

La plaza del Ayuntamiento de Pamplona fue el escenario un 6 de julio del amor fugaz que dio lugar a esta promesa.

La plaza del Ayuntamiento de Pamplona fue el escenario un 6 de julio del amor fugaz que dio lugar a esta promesa.

Laboral Kutxa está volcada en respaldar proyectos precursores de cultura y todas aquellas iniciativas que fomenten la difusión de las fiestas más importantes de la ciudad, aunque este año el principal foco del certamen ha sido su apoyo y solidaridad con La Casa de Misericordia de Pamplona, entidad que nació para prestar ayuda a los ciudadanos más desfavorecidos o en situación de exclusión social.

Asimismo, han colaborado el Ayuntamiento de Pamplona, Hotel Maisonnave, Centro de Comunicación Internacional (CCI), Gure Leku Sociedad Gastronómica, Gráficas Castuera, Peña Anaitasuna, Arpa Abogados, Perfinasa y Villa McLuhan Comunicación.

El segundo premio ha sido para “¿Quién eres?”, de Marcos Sánchez Mongay, y el tercero para “La compañía”, de Carlos Remón Sanjuán. Los tres ganadores han recibido un premio valorado en 400, 200 y 100 euros, respectivamente.

Además, se ha editado un libro de bolsillo con los diez microrrelatos ganadores (acceder aquí) traducidos a los tres idiomas del concurso: castellano, euskera e inglés. El libro se repartirá de forma gratuita en locales hosteleros, librerías, bibliotecas, etc. El Certamen de Microrrelatos fue declarado en 2010 Actividad Cultural de Interés Social por parte del Gobierno de Navarra.

“LA CITA”

Nos conocimos el seis de julio de 1995 entre la multitud que salpicaba de blanco y rojo la Plaza del Ayuntamiento. Él, de Pamplona; yo, americana. Nuestra historia no pudo continuarse en el tiempo, pero no por eso deja de ser real. Ya se sabe que, a los quince años, nadie detiene la vida para amar.

Al final de la fiesta hicimos una promesa y pusimos una fecha: cuando tuviéramos cuarenta años, si ninguno de nosotros estaba casado, nos volveríamos a encontrar. Nuestra cita sería en la puerta de la Iglesia de San Lorenzo, donde aquella noche nos besamos después de miramos de esa manera que cambia el mundo a mejor.

Volví a mi país. Aún no había móviles ni usábamos internet. Durante mucho tiempo nos escribimos cartas larguísimas en las que nuestra promesa seguía en pie, pero con tantas mudanzas perdimos el contacto.

Este año es nuestra cita. Mi corazón está libre. Presiento que aún me quiere. Acudirá  al encuentro, lo sé. Es un hombre de palabra. Pero la fiesta está cancelada, mi vuelo también.

Por favor, pamplonicas, pasad por San Lorenzo el siete de julio a las ocho, decidle que me espere, que aplazamos nuestro amor hasta el año que viene. Volveré.


To Top