lunes, 6 diciembre 2021

La ópera que ‘encadena’ a Fátima Frutos

La conocida escritora se adentra en los escenarios con su ‘Andrómeda encadena’. Un íntimo poemario que escribió en plena crisis personal, en el cual se identifica con la protagonista de su obra. “En medio de un acantilado, azotada por las tormentas” encontró en ‘Andromeda’ su reflejo. Tras ser galardonada con el Premio Literario Kutxa Ciudad de Irún en 2011, el compositor Agustí Charles, inspirado en el texto de Frutos, ha creado una ópera contemporánea bajo el mismo título. Es la primera vez que una obra literaria de una autora vasca es adaptada a un formato de 'Bel canto'. El Palau de la Ópera de Barcelona será el auditorio que acogerá, el próximo 28 de octubre, el estreno de tan novedosa adaptación.

Amaia Oyarbide
16 octubre, 2021

La producción se estrena el próximo 28 de octubre en el conocido Palau de la Ópera de Barcelona. (Fotos: David Muñiz)

Con puesta en escena de Jordi Pérez Solé y protagonizada por la cantante María Hinojosa, es una pieza de pequeño formato que toma la forma de monodrama para soprano, con violín amplificado, arpa, percusión y electrónica en vivo. Manteniendo la esencia del libro que refleja “una mujer doliente, pero invencible”, se trata de una reinterpretación del mito griego y la mujer del siglo XXI.

Es la primera vez que una obra literaria, en concreto un poemario, de una autora vasca (residente en Navarra) es adaptada para una ópera contemporánea. ¿Cómo te sentiste al encontrarte ante este reto? ¿Desde un primer momento consideraste la propuesta como una oportunidad para dotar de mayor recorrido a tu obra?

Al principio, debo confesar que tuve cierta incredulidad con respecto a la propuesta. Sabía que novelas históricas como la del navarro Javier Díaz Húder habían tenido su traslado a libreto operístico. También atendí en el pasado al trabajo de una poeta, Ana Rossetti, como adaptadora de unas cartas de Oscar Wilde a libreto, pero esta es la primera vez que se toma un poemario y parte de mis otras obras para convertirlo en ópera. Es un hito a nivel estatal y estoy enormemente orgullosa. Mi obra, sin duda, se ve realzada por este hecho.

¿Cuántas personas estáis involucradas en el proyecto?

Hasta donde yo sé más de 30 personas a la hora de levantar el proyecto entre escenografía, música, composición, libreto… etc. Eso sin contar representantes artísticos, literarios, personal de promoción y atención a los medios de comunicación, más todo el personal del Palau de Barcelona. Podemos estar hablando de decenas y decenas de personas. Es difícil de concretar con exactitud.

La pandemia, como en todos lo ámbitos, ha dificultado el proceso de llevar a cabo la obra. ¿Cómo lo habéis gestionado?

Creo que, como en el resto de ámbitos, nos hemos tenido que ir adaptando: teletrabajo, videoconferencias, contacto telefónico, emails… etc. Y luego están los ensayos in situ con las medidas debidas de distancia social, mascarillas… etc. Como ejemplo, te puedo contar que la última prueba de vestuario que yo ví de la soprano fue con mascarilla quirúrgica en el rostro y el espléndido vestido de Andrómeda que porta.

‘Andrómeda encadenada’ ya ha sido reconocida y galardonada anteriormente, y fue después cuando el compositor y doctor en Historia del Arte Agustí Charles encontró en ella la inspiración que estaba buscando. ¿Qué ingrediente convierte a este poemario en un producto tan especial?

Según mi modesto entender, creo que la clave del éxito de este libro está en que refleja la realidad de la mujer del siglo XXI a partir de un mito griego que nos es muy cercano a las féminas: la Andrómeda Encadenada. Como mujeres estamos amarradas a muchas cosas, a demasiadas: mandatos de género, responsabilidades ligadas a la maternidad, a la concepción del amor romántico… Lo que plantea esta Andrómeda moderna es que nosotras mismas debemos reflexionar sobre nuestra propia existencia y tomar decisiones valientes que necesariamente tienen que ser liberadoras.

¿Cuál es el enfoque que se va a trasladar en la ópera? ¿Se respetará la obra literaria o ha sufrido modificaciones?

El enfoque es el mismo y se han respetado los versos de manera impecable. Me consta esto porque he estado muy en contacto con Marc Rosich, el libretista. Para mí el resultado final va a ser una sorpresa y se verá en el estreno. No obstante, hasta donde yo sé, se trata de una ópera con una figura femenina reivindicativa, sabedora de su dolor y sus dificultades, pero, a la vez, seductora, poderosa e invencible. Estamos ante una heroína de nuestro tiempo y eso se va a ver en la ópera con seguridad.

‘Andrómeda encadenada’, de Fátima Frutos, adaptada para una ópera contemporánea.

¿Has especificado (o exigido) la línea que debe seguirse en el formato de ópera?

Ahora prácticamente la totalidad de las obras literarias que son adaptadas a distintos formatos: cine, series de televisión, teatro, óperas… cuentan con el consenso entre el autor o autora de la obra original y el formato al que se adapta. Es lo lógico y así se ha realizado también en el caso de Andrómeda Encadenada versión ópera. Todo se negocia y se hace desde el consenso y el sentido común.

¿Cuál es el origen del poemario, en que te inspiraste?

Este poemario lo escribí en medio de una separación, estando gravemente enferma -a punto de entrar a un quirófano a corazón abierto-, quedándome sola en casa con mi hijo, sin familia, sufriendo pérdidas de todo tipo: patrimoniales, afectivas…, padeciendo desprecio, abandono. Me hallaba como Andrómeda, en medio de un acantilado, azotada por las tormentas. Cuando me liberé de todo aquel dolor me sentí plena, me reconocí empoderada, conocí el amor de nuevo… La Andrómeda de este libro es una gran superviviente, es una apuesta firme por las segundas oportunidades en la vida y así lo quise reflejar, basándome en mi propia experiencia.

El enfoque que le das no es el del conocido mito sobre Andrómeda. Se trata de una reinterpretación del mismo. ¿Por qué elegiste la historia de Andrómeda?

Sí, es una reinterpretación cercana a nuestro siglo, el XXI, con los aconteceres que nos importan a las mujeres de hoy en día. Existen en la mitología griega muchos ejemplos de mujeres fuertes, señeras… Está, por ejemplo, Casandra, que también me gusta mucho porque tenía el don de la predicción… Así mismo, me llama poderosamente la atención la Medea que unió a María Callas y Pasolini… Ahora estoy leyendo la biografía de este último. Pero, definitivamente, la que más se ajustaba a mi sentir era Andrómeda: una mujer doliente pero invencible.

Haces un símil con ‘La Andrómeda’ de la mitología griega y las mujeres del siglo XXI. ¿En qué sectores sigue siendo necesaria tu Andrómeda?

La “Andrómeda Encadenada” de Fátima Frutos y la de la versión operística de Agustí Charles es necesaria en todos los ámbitos vitales. Es preciso ser Andrómeda para conciliar vida familiar, vida social y vida laboral. Es maravilloso ser Andrómeda a la hora de amar, bien sea a Perseo o a cualquier otro semidiós que pase por nuestro lecho y nos haga sentir únicas. Es liberador dejar los amarres que la sociedad nos quiere imponer a las mujeres y avanzar hacia una igualdad real en derechos, espacio y poder.

¿Qué particularidades esconde su traslado a los escenarios? ¿Se trata de una ópera novedosa o del formato más tradicional?

Se trata de una ópera novedosa, donde existen los sonidos electrónicos, donde hay nuevos instrumentos de los que hablaría con mayor propiedad Agustí Charles, dado que yo no soy experta en música. Pero sí, el público se va a encontrar innovaciones acústicas y envolventes. Y hasta ahí puedo decir.

La producción se estrena el próximo 28 de octubre en el conocido Palau de la Ópera de Barcelona. ¿Con qué expectativas llegas a esta primera función? ¿Proyectáis ya su proyección en más auditorios?

Al Palau de Barcelona llegamos con mucha emoción y mucha expectación. Confiamos en el trabajo de todos estos meses y esperamos gran atención por parte de los medios de comunicación, sobre todo catalanes. En cuanto a la interpretación de la ópera “Andrómeda Encadenada” en otros escenarios y ciudades, quisiera ser prudente, pero parece ser que a Pamplona sí va a llegar y que hay un amplio interés en Alemania para llevarla a escenarios de Centroeuropa, ojalá.

La escritora donostiarra Fátima Frutos, afincada en Navarra desde hace años, y presidenta de la Asociación Navarra de Escritores.

Entra aquí para leer más reportajes de Vanity Capital.


To Top