miércoles, 10 agosto 2022

Calinsa proyecta aumentar un 82 % la capacidad productiva de su cantera de Tiebas

La firma, perteneciente a la multinacional Lhoist, prevé sustituir uno de los hornos de su cantera navarra para alcanzar una capacidad productiva máxima de 1.000 toneladas diarias, frente a las 550 actuales. Y para ello, según pudo saber Navarra Capital, contempla acometer "una importante inversión". Por otro lado, en 2021 implementó una nueva línea, que produce cal hidratada bajo la marca Sorbacal.

Irene Guerrero
Pamplona - 2 junio, 2022

Calinsa fabrica cal (óxido de calcio), cal apagada (hidróxido de calcio), y cal hidratada en Tiebas-Muruarte de Reta. (Foto: cedida)

Calinsa, empresa de la multinacional Lhoist, realizará una “importante inversión” en su sede en Tiebas-Muruarte de Reta. En concreto, la firma prevé sustituir uno de sus hornos existentes, con una capacidad de producción máxima de 180 toneladas diarias y “menor eficiencia energética que los otros dos existentes”, por uno nuevo con capacidad para hasta 600 toneladas al día y “una mejora del 20 % en la eficiencia”.

Calinsa fabrica cal (óxido de calcio), cal apagada (hidróxido de calcio), y cal hidratada bajo la marca Sorbacal, una línea de negocio que implantó el año pasado. Estos productos se comercializan a granel o envasados.

Según pudo saber Navarra Capital, con la sustitución del horno prevé aumentar su capacidad productiva máxima en un 82 %, pasando de las actuales 550 toneladas diarias (200.750 al año) a 1.000 diarias y 365.000 anuales. Al mismo tiempo, la demanda de electricidad se incrementará “un 73 %”.

El Grupo Lhoist gestiona cien plantas en más de veinticinco países y emplea a más de 6.400 personas en todo el mundo.

Calinsa no proyecta aumentar su consumo de agua ni generar nuevos productos con estos cambios, así como tampoco espera ampliar la superficie de sus instalaciones. Eso sí, pretende aumentar la ocupación sujeta al deber de cesión de aprovechamiento en 230 metros cuadrados, por lo que tendría una superficie total de 3.230.

En marzo de 2021, el Servicio de Economía Circular y Cambio Climático del Gobierno foral dictaminó que el proyecto suponía una modificación sustancial de la autorización ambiental integrada. De ahí que un año más tarde, concretamente el pasado mes de abril, Calinsa presentara una solicitud al respecto. En ella se desglosan el proyecto técnico, las actuaciones previstas y las condiciones de la autorización que pueden verse afectadas.

Fundado en 1889, el Grupo Lhoist adquirió en 2001 varias firmas que le llevaron a estar presente en España, dentro de su estrategia de expansión internacional. De hecho, ya gestiona unas cien plantas en más de veinticinco países y emplea a más de 6.400 personas, de los que quince trabajadores operan en la fábrica navarra. Al mismo tiempo, la producción del Grupo Lhoist “se ha multiplicado por diez y el volumen de negocio por cuarenta durante las últimas décadas”.

En 2021, el grupo facturó un total de 2.200 millones de euros. Sus principales mercados son la industria del acero (que copa un 27 % de sus ventas), la construcción (un 22 %) y el sector medioambiental (un 21 %). Lhoist tiene operaciones comerciales en más de ochenta países.

EL SECTOR EN NAVARRA

Navarra posee 42 de las 2.629 explotaciones mineras españolas que tuvieron producción en 2020, según datos de la Estadística Minera de España elaborada por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. Hace dos años, las empresas de la Comunidad foral representaban el 1,5 % del valor de la producción y el 1,3 % del empleo del sector minero nacional.

Por su parte, las canteras de España facturaron 946,6 millones de euros en 2020, un 1 % más con respecto a 2019, de manera que se convirtió en el único subsector minero que creció tras la irrupción del Covid-19. Y, de ese montante, las productoras de caliza generaron el 42 % de los ingresos.

Entra aquí para saber más sobre la empresa navarra.

Archivado en:

Calinsa · Lhoist · calcio · piedra caliza · sorbacal ·


To Top