martes, 30 noviembre 2021

MTorres inicia las negociaciones para aplicar un ERE con 164 despidos

La medida, adelantada este lunes por NavarraCapital.es tras la reunión entre la Dirección y el comité de empresa, se hará efectiva el 15 de marzo y afecta al 28,5 % de la plantilla (89 empleados de Navarra y 75 de Murcia). El motivo dado por la compañía es doble: "la crisis actual del sector aeronáutico" y "las limitaciones impuestas por la geopolítica, que imposibilitan el acceso a los mercados emergentes, China y Rusia". En paralelo, los responsables de la firma anunciaron que prorrogarán hasta fin de año el ERTE vigente por causas productivas, económicas y organizativas fruto de la pandemia. No obstante, el presidente del comité de empresa en Torres de Elorz hizo hincapié en que trabajará para que los despidos "se conviertan en salidas voluntarias o jubilaciones anticipadas".

Miguel Bidegain | Gorka Moreno
Pamplona - 1 febrero, 2021

La Dirección de MTorres trasladó este martes su propuesta a la comisión negociadora del ERE. (Foto: archivo)

La Dirección del Grupo MTorres comunicó este lunes al comité de empresa el inicio de las negociaciones para aplicar un ERE de extinción por “causas estructurales” en sus sedes de Torres de Elorz y Fuente Álamo (Murcia). Además, le anunció que prorrogará hasta fin de año el ERTE coyuntural vigente por causas productivas, económicas y organizativas fruto de la pandemia. La intención de los responsables de la firma, que se reunieron con los delegados sindicales a las dos de la tarde, es que el ERE se negocie entre el 8 de febrero y el 14 de marzo, y conlleve 164 despidos, 89 de ellos en la Comunidad foral y 75 en Murcia (el 28,5 % de la plantilla).

Dos son los motivos fundamentales que facilitó la Dirección para justificar la medida, según las fuentes consultadas por NavarraCapital.es: “la crisis actual del sector aeronáutico (donde se concentra el 50 % de las ventas de la compañía), sumada a las limitaciones impuestas por la geopolítica, que imposibilitan el acceso a los mercados emergentes, China y Rusia”.

En concreto, el descenso de la inversión mundial en bienes de equipo y sistemas de ensamblaje en el sector aeronáutico “ha impactado” en la empresa, ya que la reducción estructural ha sido en los últimos cinco años “de un 36 %”, con una previsión a medio plazo de “una recuperación moderada” del 6 %. Por otro lado la guerra comercial China–Estados Unidos conlleva la dificultad de exportar al gigante asiático toda aquella tecnología que, como parte de la desarrollada por el Grupo MTorres “puede considerarse de doble uso (comercial y militar)”, y de sus componentes norteamericanos, frecuentes en la maquinaria de la firma.

“Del análisis de la situación, se evidencia la necesidad de acometer medidas estructurales que nos permitan responder a la crisis actual y que puedan asegurar la supervivencia del grupo”.

La plantilla, que fue informada sobre el ERE tras el encuentro entre los responsables de la empresa y el comité, está conformada por 574 personas, de las que el 80 % corresponde a perfiles de alta cualificación.

Con sedes en Reino Unido, Estados Unidos, China, Alemania, Canadá, Brasil España, la compañía ha sufrido en primera persona las restricciones impuestas a las exportaciones desde el pasado mes de marzo. Y el aeronáutico es, sin duda, el sector más castigado por la pandemia junto al turismo, la hostelería o las industrias culturales y creativas. Una difícil situación que, además, comenzó hace ya dos años tras los accidentes de los 737 MAX de Boeing.

“Del análisis de la situación, se evidencia la necesidad de acometer medidas estructurales que nos permitan responder a la crisis actual y que puedan asegurar la supervivencia del grupo, a través de un dimensionamiento adecuado de los recursos a las posibilidades de contratación actuales. Solo así se podrán afrontar los próximos años con garantías de futuro para continuar siendo un referente en la innovación e ingeniería en el sector aeronáutico español y mundial”, resaltó la compañía en un comunicado remitido a los trabajadores. Por si todo eso no fuera bastante, el pasado 5 de noviembre falleció su fundador, Manuel Torres.

ERTE EN PARALELO

Paralelamente, la firma prorrogará el ERTE que afectaba a 232 trabajadores, 185 pertenecientes al centro de Torres de Elorz y 47 al de Fuente Álamo. De modo que este segundo expediente estará en vigor entre el 15 de marzo, cuando acababa el plazo inicialmente previsto, y el 31 de diciembre. “A la crisis estructural ya mencionada se añade una alta incertidumbre respecto de las posibles restricciones a las que pueda dar lugar el impacto del Covid-19 este año (restricciones de viaje, confinamientos, posible extensión de la pandemia…). Por eso, sigue siendo necesaria una herramienta de flexibilidad, que nos permita afrontar las afectaciones en la carga de trabajo que se deriven de posibles paralizaciones o frenos en la actividad habitual”, agregó la Dirección.

La empresa señaló que la decisión se había adoptado “después de haber agotado todas las posibilidades y con el convencimiento de que, de no tomarla, las consecuencias a medio plazo no garantizarían nuestro futuro”.

En el texto remitido a la plantilla, los representantes de la empresa dijeron ser conscientes “de la dureza de las medidas descritas y de sus consecuencias” para las personas trabajadoras. Pero remarcaron que la decisión se había adoptado “después de haber agotado todas las posibilidades y con el convencimiento de que, de no tomarla, las consecuencias a medio plazo para todos los que formamos parte de este proyecto no garantizarían nuestro futuro”.

La firma cuenta con unos 650 clientes, repartidos por setenta países; 150 patentes, veinticuatro de ellas en explotación; y una inversión en I+D+i que supone en torno al 10 % de su cifra de ingresos. Hasta ahora, Europa concentraba el 53 % de sus ventas; Estados Unidos y Canadá, el 23 %; Asia, el 20 %; y el resto del mundo, el 4 %. Y, en los últimos tiempos, los graves problemas que atraviesa la industria aeronáutica han llevado a la empresa a desarrollar proyectos en áreas como las baterías eléctricas, la energía eólica de gran capacidad o la desalinización, entre otras: “Pero la diferencia estructural entre carga de trabajo prevista y capacidad disponible es significativa, de alrededor de un 30 %”.

REACCIÓN DE CCOO

Una hora después de que este medio adelantara la noticia, CCOO hizo público un comunicado para dar a conocer su postura sobre el ERE. Carlos Ibáñez, adscrito a este sindicato y presidente del comité en Torres de Elorz, avanzó que su organización trabajará con el fin de que “los despidos anunciados para el 15 de marzo se conviertan en salidas voluntarias o jubilaciones anticipadas”.

“Somos conscientes de la situación complicada por la que atraviesa nuestro mercado, pero creemos que somos una planta con futuro y proyección. Por ello, CCOO trabajará con responsabilidad para mantener el empleo y hacer viable el centro de Torres de Elorz”, destacó para añadir acto seguido que pedirá el apoyo del Gobierno de Navarra a sus demandas.

Entra aquí para leer más sobre el impacto del coronavirus en Navarra.


To Top