domingo, 28 noviembre 2021

Enraizados en Navarra

La entrega de los VI Premios Alimenta Navarra, organizados por Navarra Capital e impulsados este año junto a NAGRIFOOD bajo el lema 'La riqueza de las raíces', reunió este martes a más de 200 personas en el Teatro Gaztambide de Tudela. Los asistentes rindieron así homenaje a las empresas y profesionales premiados: Juanma Garro (Lacturale), Harivenasa, Pagos de Araiz, Nucaps y Silvia Lázaro (granja El Moro). Además de poner en valor el arraigo de esta industria en la Comunidad foral, el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, hizo lo propio con los galardones: "Visibilizan el trabajo de empresas que han entendido que el futuro está en la sostenibilidad, la calidad, la diferenciación y la internacionalización".

Jesús Jiménez
Pamplona - 23 noviembre, 2021

Premiados, autoridades, organizadores, patrocinadores y colaboradores, tras la celebración de la gala. (Fotos: Víctor Ruiz)

La lluvia, que el campo ribero llevaba semanas esperando, fue incluso bien recibida en el prólogo de los VI Premios Alimenta Navarra. Precisamente porque la industria agroalimentaria de la Comunidad foral, que este martes celebraba su gran cita del año, sabe bien de su importancia para alcanzar la excelencia que la distingue. El agua hasta fue protagonista de varios de los discursos pronunciados por las autoridades presentes en la entrega de estos galardones, celebrada en el Teatro Gaztambide de Tudela.

Más de 200 personas asistieron a la gala de los premios, organizados por Navarra Capital desde 2016 e impulsados este año junto al Clúster Agroalimentario de Navarra (NAGRIFOOD). Los reconocimientos recayeron en el presidente de Lacturale, Juanma Garro, en la categoría de Trayectoria Profesional y Desarrollo Personal; la startup Nucaps, en Innovación; la bodega Pagos de Araiz, en Internacionalización; y la productora y comercializadora de derivados de avena y otros cereales Harivenasa, en Sostenibilidad.

Siguiendo los protocolos de seguridad antiCovid establecidos por las autoridades sanitarias, el acto se desarrolló bajo el lema ‘La riqueza de las raíces‘. Una declaración de intenciones que resume a la perfección un doble compromiso. Por un lado, el de una industria agroalimentaria que constituye la segunda actividad económica más importante de la región. Son muchas las cifras que así lo confirman. Por ejemplo, sus cerca de 29.000 empleos, que representan algo más del 9 % de la población activa de la Comunidad foral; su aportación al 14 % del PIB industrial de Navarra; o que su facturación global supera los 6.500 millones de euros.

Mikel Benet: “Para Navarra Capital, es un orgullo ofrecer un escenario desde el que aplaudir a un sector agroalimentario que nos va a seguir dando muchas alegrías”.

Por otra parte, está el arraigo propio de los Premios Alimenta Navarra, patrocinados por Eroski CaixaBank y en los que también colaboran el Gobierno de Navarra, el Ayuntamiento de Tudela, la Asociación Empresa Ribera (AER) y la Unión de Cooperativas Agroalimentarias de Navarra (UCAN).

Los reconocimientos nacieron hace ya seis años para poner en valor el trabajo de la industria agroalimentaria de la Comunidad foral. Y, a lo largo de todo este tiempo, han sido el espejo donde se ha reflejado y reconocido el buen trabajo y la apuesta por la calidad y el servicio que caracterizan a la agroindustria navarra. “Para Navarra Capital, es un orgullo ofrecer un escenario desde el que aplaudir a todo un sector agroalimentario que, sin duda, nos va a seguir dando muchas alegrías”, comentó el director general de Nacap Comunicación & RRPP, Mikel Benet.

Las manifestaciones de Benet se produjeron ante un auditorio en el que destacó la presencia de una amplia representación institucional, encabezada por la presidenta de Navarra, María Chivite; los dos vicepresidentes del Gobierno foral, José María Aierdi y Javier Remírez; la consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, Itziar Gómez; el delegado del Gobierno en Navarra, José Luis Arasti; el presidente del Legislativo foral, Unai Hualde; el alcalde de Tudela, Alejandro Toquero; el presidente de UPN, Javier Esparza; el coordinador de Ciudadanos en Navarra, Carlos Pérez-Nievas; y el senador Antonio Magdaleno (PSN-PSOE), entre otros agentes políticos, sociales y empresariales.

JÓVENES Y MUJERES

En sus palabras de bienvenida y siguiendo esa misma línea, el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, destacó que “la productividad de las explotaciones agrarias de Navarra es muy superior a la del resto de España” y que la intención del Gobierno central es apoyarles en su proceso de transformación “hacia un futuro de sostenibilidad, económica, social y ambiental”.

Ante ese escenario, Planas aseguró que el Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación (PERTE) del sector “va a suponer un impulso sin precedentes en la modernización de esta industria sobre unas bases sólidas y justas”. Para ello, reclamó la incorporación de jóvenes y mujeres al sector: “Están llamados a ser los protagonistas del proceso hacia sistemas alimentarios sostenibles en el que estamos inmersos”.

Además, quiso reconocer la gran labor de los galardonados. “Necesitamos referentes de buenas prácticas, experiencias de buena gestión empresarial y proyectos enfocados hacia el futuro. Estos premios visibilizan el trabajo de empresas que han entendido que el futuro está en la sostenibilidad, la calidad, la diferenciación y la internacionalización”, enfatizó.

Luis Planas: “La productividad de las explotaciones agrarias de Navarra es muy superior a la del resto de España”.

Después fue el turno del primer edil de Tudela, Alejandro Toquero, y la gerente de NAGRIFOOD, Sandra Aguirre. El primero confió en que la llegada de ayudas de Europa sea “una oportunidad única“.

“La agroalimentación tiene que verse auténticamente beneficiada de un dinero que debe acompañarse con proyectos tractores”. Toquero, igualmente, recordó la predisposición de su Consistorio a colaborar con el tejido productivo. “Todas las empresas, independientemente de su tamaño, son bienvenidas”, remarcó para demandar acto seguido “hechos y avances imprescindibles, como la llegada de agua de calidad a esta zona”. “El Canal de Navarra debe ser una realidad de una vez por todas”, incidió.

Por su parte, Aguirre explicó cuál ha sido el propósito del clúster en este primer año como entidad coimpulsadora de los galardones: “Queremos reforzar la colaboración entre todos los agentes de la cadena de valor, que sean unos premios de todos y para todos los que formamos el sector agroalimentario navarro. Me gustaría dar la enhorabuena a los premiados, ya que son un ejemplo de buen hacer, compromiso y dedicación”.

LOS PREMIADOS 

El acto trajo una importante novedad, que fue alabada por el ministro Planas, Toquero y Chivite. Este año se entregó un reconocimiento fuera de concurso al Relevo Generacional en el Campo, promovido por este medio en colaboración con UCAN. Cuatro fueron los candidatos: Gonzalo Visus, Cristian Martínez, Itxaso Iriarte y Silvia Lázaro. Y, tras una votación ‘online’ entre los lectores y lectoras de Navarra Capital, fue esta última la que resultó ganadora con un 55,53 % de los votos. En concreto, Lázaro es propietaria junto a su madre y su hermano de la granja El Moro, ubicada en Figarol y dedicada a la producción de leches y quesos de cabra.

Alejandro Toquero: “La agroalimentación tiene que verse auténticamente beneficiada de un dinero que debe acompañarse con proyectos tractores”.

Tras recibir el reconocimiento de manos del presidente de UCAN, José Mari Martínez, Lázaro se mostró muy emocionada y realizó un largo agradecimiento, que incluyó a las personas que la votaron y a sus familiares más cercanos. Entre estos últimos citó a su pareja (Miguel) y su hermano (Edgar). También a su madre (Fefa), de la que dijo que “es la mujer más fuerte”. “De mayor,  quiero ser como tú”. Y, cómo no, también destacó la figura de su padre, Carlos, impulsor del proyecto, así como al pueblo de Figarol “por su apoyo constante, continuo e inagotable”: “Sois los mejores embajadores de nuestros quesos”.

Posteriormente, la consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente del Gobierno de Navarra, Itziar Gómez, fue la encargada de dar el premio en la categoría de Internacionalización a Teresa Muñoz, directora de Comunicación y Marketing de Masaveu BodegasPagos de Araiz. Esta última, en su turno de agradecimiento, alabó el trabajo en equipo como factor clave de su negocio. “Sin él no somos nada ni nadie”. Muñoz confesó, además, que este premio les llega “en un buen momento”. “Nos da fuerzas para seguir luchando y es un acicate para seguir adelante”.

Sandra Aguirre: “Queremos reforzar la colaboración entre todos los agentes de la cadena de valor, que sean unos premios de todos y para todos los que formamos el sector”.

Después subieron al escenario el presidente de AER, Domingo Sánchez, y Mariano Oto y Ana Brotons, CEO y R&D manager de Nucaps respectivamente. “Como buena empresa innovadora, no hemos preparado ningún discurso”, bromeó Oto.

Igualmente, se mostró orgulloso por ser “una empresa de aquí, la primera capaz de encapsular alimentos innovadores, funcionales y enriquecidos que ayudan a cuidar la salud de los consumidores”: “En pocos años, la agroalimentación será la nueva automoción de Navarra”. En su turno de agradecimientos, recordó a su madre, víctima de una enfermedad degenerativa “y que desde la semana pasada ya no me conoce”.

En Sostenibilidad, el premio fue para Harivenasa. El director de Relaciones Institucionales de Eroski, Josean Yela, dio paso a Alberto Loizate, director gerente de la compañía galardonada, quien hizo hincapié en que la firma produce cereales “con nombre y apellidos para crear un mundo más sostenible”. En su caso, la materia prima procede de agricultores locales, ubicados en un radio máximo de 100 kilómetros alrededor de la factoría de Etxarren. “En lo local está el éxito”, apostilló.

Finalmente, la directora territorial Ebro de CaixaBank, Isabel Moreno, dedicó unas palabras de elogio al presidente de Lacturale, Juanma Garro, quien obtuvo el premio a la Trayectoria Empresarial y Desarrollo Personal. Garro dejó para la posteridad una de sus habituales “lacturreflexiones”. “Esto ha acabado, pero ahora vengo yo”, advirtió entre risas al inicio de su intervención.

Más de 200 personas acudieron al acto, celebrado en Teatro Gaztambide de Tudela.

Más de 200 personas acudieron al acto, celebrado en Teatro Gaztambide de Tudela.

Con su habitual tono desenfadado, admitió que se había agobiado inicialmente al conocer la concesión del premio. “Me echáis unos años con este galardón”, bromeó dirigiéndose al jurado. Pero, al mismo tiempo, dejó claro que le hacía “muy feliz”. Por eso, se lo dedicó a sus padres -“siempre he hecho lo que me dijeron”- y a su círculo más cercano, que lo quiere “incluso en esos días que no me aguanto ni yo”. Y concluyó con un mensaje directo a las autoridades presentes: “Os pido que trabajéis fuerte para que los agricultores y ganaderos podamos tener una vida digna. No os carguéis esto y dejar de llamar explotaciones a nuestras ganaderías”.

CIERRE DE MARÍA CHIVITE

La ceremonia terminó con un discurso de la presidenta de Navarra, María Chivite. Tras reconocer el gran trabajo desarrollado por los premiados, se mostró convencida de que la prosperidad pasa por lograr un crecimiento económico al alcance de todas las capas sociales: “Dada su distribución geográfica, el sector agroalimentario es idóneo como vector de desarrollo social y de cohesión territorial”. Una misión en la que proyectos como Ebro Food Valley desempeñarán un papel crucial para “fomentar el trabajo en red y la colaboración público-privada”.

María Chivite: “Dada su distribución geográfica, el sector agroalimentario es idóneo como vector de desarrollo social y de cohesión territorial”.

Chivite, recogiendo el guante lanzado por Toquero, garantizó el “apoyo decidido” de su Ejecutivo al Canal de Navarra y al Tren de Altas Prestaciones. También dio cuenta de las distintas ayudas que ha impulsado el Ejecutivo foral para favorecer el emprendimiento, la digitalización empresarial o la internacionalización del sector.

Entre estas últimas, recordó que el Departamento de Desarrollo Económico y Empresarial aprobó este año una convocatoria plurianual para mejorar su competitividad, dotada con 20 millones de euros. “Un montante que se ha duplicado respecto a la última convocatoria”. Y, con vistas al futuro y los retos que deberá afrontar la industria agroalimentaria, reclamó como pilar fundamental “una formación cada vez más especializada y adaptada a lo que el mercado laboral está demandando”.

Entra aquí para leer más sobre los Premios Alimenta Navarra.


To Top